Más de 1.000 firmas de transporte adeudan US$ 4,5 millones al IPS

Más de 1.000 transportistas adeudan US$ 4,5 millones al IPS. Muchos de estos crearon una nueva razón social para, así, empezar de cero y seguir accediendo a millonarios subsidios.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/LNFHV4JDRFAW5APOUWZHMYVQAE.jpg

La normativa que regula las obligaciones para acceder al subsidio establece, entre otras exigencias, que los empresarios deben tener dos empleados asegurados en el Instituto de Previsión Social (IPS) con aporte al día por cada bus que disponga.

El viceministro de Transporte del Ministerio de Obras Públicas y Comunicaciones (MOPC), Pedro Britos, confirmó que para verificar el cumplimiento del requisito relacionado al seguro social, se recibe una constancia de pago al día. Al ser consultado si el control implica conocer los antecedentes del empleador o si la deuda en IPS es o no fraccionada, respondió que no. Sólo sirve la constancia emitida por la previsional.

El director de Aporte Obrero Patronal (AOP) del IPS, Ramón Giménez, reconoció que no está prohibido que las personas que figuran como morosas se registren con una nueva razón social y seguir operando en el mismo rubro. Detalló que la previsional registra 1.161 empleadores morosos del sector transporte, de los cuales 803 están operando actualmente al pagar sus deudas de forma fraccionada. La deuda asciende más de US$ 4,5 millones y data del 1993. A causa del incumplimiento de la obligación de estos patrones, un total de 11.868 empleados no pueden acceder a la atención médica y de seguir así, tendrían inconvenientes con la jubilación, informó.

Giménez señaló que existe un plan de impedir que los empleadores morosos sigan operando, pero es necesario consensuar con otras instituciones y también hace falta una ley al respecto.

PUBLICIDAD

Carmen Flores, jefa interina del Gabinete de Presidencia de IPS, y Esteban Mongelós, director interino de la Secretaría General, firmaron ayer un informe en el cual se niegan a identificar las empresas infractoras, especificando los montos de sus deudas, alegando confidencialidad. De esta forma, la previsional impide que se difundan qué transportistas que reciben subsidios les adeuda. Actualmente, ninguna institución es celosa de que los morosos no sean beneficiados con dinero estatal. Ni el contralor general de la República, Camilo Benítez, ha solicitado esos datos al IPS, pese a estar en conocimiento de denuncias mediáticas sobre el tema.

ggonzalez@abc.com.py

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD