Gobierno rechaza ayuda internacional para la asistencia a los damnificados

La Cancillería Nacional alega que Paraguay es totalmente capaz de asistir a los damnificados y rechaza la ayuda que las embajadas de otros países quieran brindar, sin que esta sea previamente aprobada por la Dirección de Cooperación Internacional.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/ZSBLJUJG2ZDALO2MOPH4XUHM7Y.jpg

El Ministerio de Relaciones Exteriores emitió un comunicado dirigido a sus representaciones diplomáticas y los consulados registrados en el país en el que comunica que el Gobierno Nacional tiene las posibilidades y condiciones, referidas a recursos monetarios y humanos, para asistir a los afectados por las inundaciones sin la necesidad de recurrir a la ayuda de otros países.

“La Secretaría de Emergencia Nacional (SEN) ha tenido a bien comunicar que, a la fecha, el Estado está en condiciones de responder a las necesidades de las familias afectadas sin cooperación internacional”, reza en la nota que emitió la Cancillería Nacional.

Asimismo, en el comunicado mencionan que la SEN ya se encargó de la asistencia a más de 45.000 familias y que continuará respondiendo con la provisión de una segunda tanda de alimentos.

PUBLICIDAD

Además, piden que cualquier tipo de ayuda ofrecida sea primeramente coordinada con la Dirección de Cooperación Internacional de la Cancillería Nacional.

El avance de las aguas del río Paraguay dejó miles de damnificados en nuestro país. Solo en la capital ascienden a 12.802 familias afectadas. En la última semana de mayo hubo un incremento de 5.104 nuevos afectados y totalizan 47.434 personas damnificadas en todo el país, según los datos de la propia SEN.

En Asunción, entre los perjudicados hay 13.500 menores de 14 años, 1.000 mayores de edad y 1.104 personas con discapacidad. Además, hay 758 mujeres embarazadas, lo que significa que habrá recién nacidos entre los afectados.

La realidad

Las afirmaciones de la Cancillería Nacional no se reflejan en la realidad de las zonas afectadas, donde los pobladores se ingenian para salir del aislamiento y sobreviven en gran medida de las donaciones de víveres, productos de limpieza e higiene, prendas de vestir, calzados, colchones y otros de las personas, instituciones y organizaciones solidarias.

En los lugares inaccesibles por tierra en la zona del Ñeembucú la asistencia llega a duras penas con contados vehículos anfibios de la Entidad Binacional Yacyretá y de la Policía Nacional, así como en camiones Animog proveídos por una empresa concesionaria.

Nuestras fuentes indican que los kits de víveres son totalmente insuficientes, ya que duran apenas una semana. Asimismo, autoridades departamentales, municipales y representantes de la Iglesia Católica afirmaron que la emergencia en el duodécimo departamento durarán tres meses, como mínimo, como las familias perdieron todos sus medios de subsistencia.

En el Bajo Chaco y algunos distritos de Cordillera la situación se torna desesperante porque la ayuda es insuficiente o nula en las zonas incomunicadas por tierra. En Alto Paraguay, hace una semana los pobladores de algunas comunidades se unieron para desaguar los caminos para tratar de salir del aislamiento.

Abdo habló de necesidades en Pilar

El sábado 11 de mayo, durante una visita que realizó a Pilar, el propio presidente de la República, Mario Abdo Benítez, solicitó el respaldo de ambas cámaras del Congreso Nacional a los planes de logística más urgentes, como la compra de más helicópteros, ya que actualmente solo existen dos que están operativos. “Esto no debo decir, pero voy a decir: tenemos solamente dos helicópteros que son del año 1971 (los dos helicópteros en funcionamiento) y están prácticamente en el final de sus horas de vida, así que tenemos que invertir en mayor capacidad operativa”, apuntó en esa ocasión. Hasta el momento en Ñeembucú continúan clamando por G. 7.500 millones para poder ayudar a los damnificados de los 16 distritos del departamento.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD