Pablo murió por revelar nexo de político con ilícitos

El exintendente de Ypejhú Vilmar Acosta Marques tuvo el control del hecho, antes, durante y después del homicidio del periodista Pablo Medina, corresponsal de nuestro diario en Curuguaty. Así lo sostuvo la fiscala Sandra Quiñónez al ratificar su acusación y afirmó que el móvil del crimen fueron las publicaciones realizadas sobre el nexo del acusado con ilícitos de la zona.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/2QGECYQX6RFZXHRNQUVVQ3JVYQ.jpg

En su exposición ante el juez penal de garantías Carlos Martínez, la fiscala Sandra Quiñónez resaltó que las evidencias presentadas por la Fiscalía tales como testificales, informes de telefonías móviles, documentos y elementos varios incautados durante los allanamientos realizados durante la investigación, permiten concluir que “Vilmar Acosta Marques tuvo un control del hecho antes, durante y después de la materialización del homicidio”.

“Para concretarlo instigó a su hermano Wilson Acosta y a su sobrino Flavio Acosta para que acaben con la vida de su enemigo Pablo Medina y estos lo cumplieron exactamente tal cual como los indujo el señor Vilmar Acosta Marques, hoy acusado por el Ministerio Público”, agregó.

Respecto al móvil, la agente fiscal destacó que fue la molestia de Vilmar Acosta debido a publicaciones referentes a su nexo con ilícitos ocurridos en la zona, por las que incluso Medina había recibido amenazas de muerte.

“Las últimas publicaciones realizadas por el señor Pablo Medina como corresponsal de ABC en Curuguaty en relación al hoy acusado por el Ministerio Público fueron sobre la muerte del exintendente de Ypejhú, el señor Julián Núñez, en fecha 1 de agosto del 2014, vinculando en sus escritos al que él denominaba clan Acosta”, relató Quiñónez.

PUBLICIDAD

“Estos documentos se habían encontrado incluso en momentos en que el Ministerio Público accede a escritos en la propia oficina donde ejercía el corresponsal. Documentos de una investigación que realizaba el mismo periodista donde individualizaba a su hermano Wilson, al hijo de este con el nombre de Chiqui, como los autores de los disparos del atentado de Julián Núñez y las diferencias que mantenía con el señor Vilmar Acosta Marques, hoy acusado, debido a que el señor Julián Núñez era un potencial candidato otra vez a ser intendente de la ciudad de Ypejhú”, agregó la fiscala.

Emboscada fatal

Pablo Medina, corresponsal de nuestro diario en Curuguaty, fue ejecutado a balazos por dos sicarios en una emboscada que tuvo lugar en un camino rural a 8 km del centro de Villa Ygatimí, el 16 de octubre del 2014.

Para el efecto, el periodista fue convocado a una supuesta reunión de prensa, a la que posteriormente se supo que el único llamado fue él.

PUBLICIDAD

El ataque también costó la vida de la estudiante de Análisis de Sistemas Antonia Maribel Almada Chamorro (19), que acompañaba a Medina en la ocasión.

Las notas de Pablo sobre los marihuanales en la reserva del Mbaracayú y sobre una red que ocultaba importantes cargamentos de “macoña” en fosas especialmente acondicionadas en viviendas de barrio, despertó la ira de los narcotraficantes de la zona.

La audiencia preliminar iniciada el jueves pasado prosigue este miércoles, a las 10:00.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD