Varios parlamentarios siguen sin cumplir la exigencia constitucional

Varios senadores y diputados se acercaron a la Contraloría General de la República a presentar su declaración jurada de bienes. Hasta ayer a la tarde aún no cumplieron con la exigencia constitucional 2 senadores y 11 diputados que asumieron el pasado 30 de junio.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/KMA7OFJVTVGYFI5KNJ2XR565VE.jpg

Algunos parlamentarios coinciden en que la falta de reglamentación del artículo 104 de la Constitución Nacional, en que se pueden establecer penas a quienes incumplen con la exigencia constitucional, motiva a algunos a no presentar su declaración jurada de bienes.

Ayer el senador por el PEN Eduardo Petta San Martín alegó que problemas de salud de familiares suyos impidieron el cumplimiento de la exigencia constitucional en el plazo establecido.

No obstante, se comprometió a pedir el proyecto de ley que reglamenta el artículo 104 de la Constitución para estudiarlo y si corresponde su sanción automática se proceda así y se envíe al Ejecutivo para su promulgación.

Por su parte, el exvicepresidente de la República y senador por la ANR, Luis Castiglioni Soria, se disculpó por presentar fuera del plazo su declaración jurada de bienes. Culpó a sus contadores por el retraso. Este mismo argumento utilizó ayer el diputado por el PLRA Antonio Salyn Buzarquis al presentar a Contraloría su declaración jurada. También ayer presentaron su declaración jurada el senador colorado Gustavo Javier Alfonso González y otros diputados.

En Contraloría explicaron ayer que algunas presentaciones anteriores de parlamentarios se traspapelaron, pero que ya se subsanaron.

En el cuadro que ilustra esta página se detalla quiénes aún no cumplieron con la exigencia constitucional.

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.