Semillas comestibles

Una gran variedad de especies puede proveer semillas comestibles. De las seis partes principales de las plantas, las semillas son la fuente dominante de calorías y proteínas humanas. Contienen, en reserva, los elementos necesarios para sostener con vida las primeras etapas de la futura planta. En este glosario hablaremos de las semillas que son directamente productos alimenticios y que provienen de legumbres, cereales (que son a menudo molidos para obtener harinas), pseudocereales, frutos secos y gimnospermas (plantas productoras de semillas).

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/IZ6INVGFFJCVVE6SSASBS555EQ.jpg

N

Nuez del Brasil (Bertholletia excelsa)

Es la semilla de un árbol nativo de Sudamérica, endémica de la Amazonia, específicamente de Bolivia, Brasil, sudeste de Colombia, Guyana, Perú, hasta Bolivia y sur de Venezuela. Sus semillas son comestibles y reciben varios nombres, como avellana, castaña o coquito del Brasil, nuez amazónica o boliviana, castaña de Pará o de monte. A pesar de su nombre, el principal exportador mundial de estas nueces es Bolivia, donde se llaman almendras o castañas de Pando. Esta nuez, en realidad, es una semilla y no un fruto seco como suele creerse. La semilla proviene de un inmenso y longevo árbol silvestre que puede llegar a los 50 m de altura y vivir 1000 años. El árbol produce un fruto grande y redondo, similar a un coco que puede llegar a contener en su interior hasta 20 semillas (nueces de Brasil). Esta peculiar semilla es ponderada por su gran riqueza nutricional, y puede ser consumida de diversas formas. Se puede comer cruda, con piel, sin piel, tostada, con o sin sal. Es frecuente que esta nuez sea utilizada en repostería y, a menudo, se encuentra como un ingrediente en diversas recetas de tortas, galletas y dulces. La nuez del Brasil es considerada un alimento muy potente, ya que tiene un alto valor nutricional, es muy rica a nivel proteico y posee una cantidad importante de grasas saludables. También es rica en aminoácidos, estos pueden ser de gran ayuda para las personas que presenten problemas de nutrición o atletas de alto rendimiento que necesiten un toque extra de energía. Posee una cantidad importante de vitaminas, como la A, C, E y las del grupo B; a su vez, contiene una cantidad sustancial de minerales, como selenio, magnesio, hierro, fósforo, manganeso, potasio, cobre, zinc y calcio. La nuez del Brasil también posee elevados índices de fibra. El selenio presente en estas semillas representa una herramienta fundamental a la hora de reforzar nuestro sistema inmune, el consumo de las mismas ayuda a incrementar las defensas y reducir las posibilidades de contraer gripes o infecciones. Se aconseja un consumo moderado y esporádico de nueces del Brasil, precisamente por su altísimo contenido en selenio. Además, puede causar una acumulación de radio en los huesos con efectos perjudiciales para la salud, ya que las raíces de los árboles que las producen tienden a enterrarse profundamente en el suelo y absorben cantidades inusuales de radio de la tierra.

PUBLICIDAD

Nueces pecanas (Carya illinoinensis)

El pacano o pecán y su fruto comestible, la pacana, nuez de la isla o nueces pecanas, son unas especias nativas de los Estados Unidos y México, introducidas y cultivadas en Sudáfrica, Azerbaiyán, China, Australia, Ucrania y Sudamérica. Esta nuez suele tener un color exterior canela, superficie suave y brillante, y presenta forma ovoide. A destacar que su cáscara es lisa, a diferencia de las nueces comunes. Ofrece importantes atributos nutricionales: 245 % del valor nutricional diario por porción de manganeso, así como de cobre, magnesio y zinc. Muy alto aporte de fibra, que mantiene el sistema digestivo bien regulado. Las nueces ofrecen un poder antioxidante extraordinario, también, aportan fitoquímicos, como la vitamina E, betacarotenos, luteína y zeaxantina que neutralizan a los radicales libres, y protegen el cuerpo de infecciones y enfermedades, incluyendo el cáncer.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD