Arreglo de la Transchaco en zona de Asunción es responsabilidad de la Municipalidad

El jefe del departamento de Conservación de Rutas del Ministerio de Obras Públicas y Comunicaciones (MOPC), ingeniero Carlos Casati, aclaró que la zona donde ocurrió el accidente ayer a consecuencia de un charco de agua y a la alta velocidad, en que fallecieron cuatro personas, corresponde a la Municipalidad de Asunción.

Fatal accidente frente al Asunción Golf Club.
Fatal accidente frente al Asunción Golf Club.

“Nosotros nunca entramos a bachear en la zona de la ruta Transchaco donde ocurrió el accidente (Loma Pytã); corresponde a la Municipalidad”, dijo el funcionario del MOPC, Carlos Casati, en contacto con ABC Cardinal 730AM.

El accidente se produjo el domingo sobre la Ruta Nacional PY09, más conocida como la Ruta Transchaco, a la altura de la calle Vistosa, ciudad de Asunción. De acuerdo a la versión policial, la acumulación de agua en uno de los carriles y la alta velocidad fueron los factores determinantes de la tragedia.

Fue un choque de una camioneta Mitsubishi Triton contra una furgoneta Toyota Noah. El video de una cámara de seguridad confirma la hipótesis de la Policía, relacionada a las condiciones del asfalto en donde se acumula agua.

PUBLICIDAD

Lea más: Video confirma teoría del charco de agua y alta velocidad en accidente

A diferencia de los otros municipios, por ley la Comuna de Asunción tiene jurisdicción en las rutas y ramales que atraviesan su éjido municipal. “Los tramos de la Transchaco que pasan por la capital, su conservación depende de la Municipalidad de Asunción”, dijo también el ingeniero Casati.

PUBLICIDAD

La camioneta Mitsubishi Triton, en la cual viajaban tres de las cuatro víctimas fatales, cruzó muy deprisa por un charco formado tras las lluvias, lo que causó que inmediatamente perdiera el control, se dirigiera directo al carril contrario y se estrellara contra la furgoneta Toyota Noah.

En el choque fallecieron José Antonio Benítez, de 28 años; Romina Rivas Cristaldo, de 22, y Hugo Adrián Añazco, de 27, ocupantes de la Mitsubishi; y Víctor Hugo Viveros López, un militar retirado que conducía la furgoneta.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD