Vecinos y dos policías se disputan por el terreno de una capilla en Ybyrarobaná

CURUGUATY. Feligreses de la capilla “Niño Jesús” de Lomas Valentinas, distrito de Ybyrarobaná Canindeyú, denunciaron a dos uniformados policiales por supuestamente querer apropiarse de una hectárea de tierra que fue donada a dicha capilla. Los uniformados pretenden alambrar la propiedad, según los vecinos.

Defensores de la capilla en Ybyrarobaná.
Defensores de la capilla en Ybyrarobaná.Rosendo Duarte, ABC Color

Los que pretenden apropiarse del terreno de la Iglesia son los hermanos Víctor Hugo González Chaparro, que cumple funciones en Pedro Juan Caballero, y Elvio González Chaparro, de la comisaría de Ybyrarobaná.

Marcos Benítez Coronel, quien dijo haber donado una parte de su propiedad a favor de la capilla Niño Jesús, aseguró que en el año 2009 pagó la totalidad por el título de las 22 hectáreas y media al Instituto Nacional de Desarrollo Rural y de la Tierra (INDERT), pero jamás le entregaron el documento.

Recordó que, durante la colonización militar, no se han entregado en forma los títulos de las propiedades, situación que ha desembocado en un conflicto, como el atropello que habría sufrido por parte de sus vecinos quienes con título que corresponde a otra finca, quieren apropiarse de sus tierras, afectando la parte que donó a la capilla.

“Nunca hemos imaginado que nuestros vecinos iban a actuar así con nosotros, amigos de infancia que crecimos juntos, caminando a la escuela y colegio, resultase que ahora quieren avivarse con el título defectuoso que tienen, sabiendo de que desde aquella época de nuestra niñez ya nosotros estábamos ocupando la propiedad, quieren dos lotes por un título, por eso nos pelean” afirmó.

Benítez Coronel afirmó que la donación del terreno de una hectárea, que afecta un arroyo, fue con el objetivo de que se realicen actividades de recaudación para la capilla. Sin embargo, ahora los hermanos policías cerraron el paso construyendo alambradas y prohibiendo el ingreso al lugar que anteriormente era público de la comunidad.

Durante la semana los vecinos se reunieron en el local de la capilla para exigir que se haga justicia y que el inmueble sea devuelto a la comunidad que se recrea en el lugar.

Por su parte, el abogado Julio Gómez, representante de la familia González Chaparro, aseguró que sus clientes cuentan con título correspondiente, mientras, la contraparte no cuenta con ningún documento que acredite la titularidad. Informó que el caso llegó a instancias judiciales, hasta donde acudieron los afectados presentando un amparo de manera a poder alambrar la propiedad.

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD