Productores de cebolla exigen erradicar el contrabando

CORONEL OVIEDO. Unos 100 productores nucleados en la Federación Nacional Campesina (FNC), se manifestaron esta mañana frente a la sede de la Dirección de Extensión Agraria (DEAG), para exigir la erradicación del contrabando y así poder comerciar la cebolla nacional. Estiman que unas 200 toneladas del producto están en peligro de perderse en el departamento de Caaguazú.

Miembros de la FNC, manifestándose frente a las oficinas de la Dirección de Extensión Agraria de Coronel Oviedo.
Miembros de la FNC, manifestándose frente a las oficinas de la Dirección de Extensión Agraria de Coronel Oviedo.abc colot

Los agricultores llegaron alrededor de las 8:00 frente a la sede de la Deag de esta ciudad y permanecieron hasta las 10:00 con carteles y canticos en repudio al contrabando. Posteriormente, hicieron una marcha de unas 10 cuadras sobre la avenida principal, Mcal. Estigarribia, hasta las oficinas del Servicio Nacional de Calidad y Sanidad Vegetal y de Semillas (Senave), en dónde también realizaron canticos en repudio al contrabando.

El representante departamental de la FNC, Juan Ovelar, dijo que cada familia productora tiene cientos de kilos de cebollas de primera calidad ya cosechadas y procesadas para su venta, pero que no se pueden vender debido a que el mercando nacional está saturado a causa del contrabando.

Indicó que a este problema se suma el bajo precio. Actualmente se está vendiendo a un poco más de G. 1500 el kilo, muy por debajo del precio de producción. Mencionó que tienen productos para unos 3 meses y pidió al Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG), en buscar mecanismos de atajar el contrabando y priorizar la venta de la cebolla nacional.

Por su parte, la encargada departamental de la Dirección de Comercialización del MAG, Ing. Lorena Ojeda, indicó que actualmente se está teniendo una superproducción de la cebolla nacional y que eso está haciendo que el flujo de venta no sea al ritmo de las pretensiones de los agricultores.

Mencionó que el MAG, no puede evitar el ingreso ilegal de producto, pero si puede frenar la expedición de permisos para importar cebollas. Añadió que existe una confusión entre los productores pues el año pasado la cebolla tenía un precio de unos G. 3.500 el kilo en finca, pero eso se debió a que las fronteras estaban totalmente cerradas y no ingresaban nada referente al rubro.

Los manifestantes aseguraron que, si no se llega a una solución del problema, estarán intensificando la medida de fuerza hasta tener la atención de las autoridades nacionales.

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05