Ciudadanos convocan a un paro nacional por la suba de combustibles

“¡Este miércoles paramos todos!”. Así lo proponen como medida de protesta ciudadanos indignados por el nuevo aumento de los precios de los combustibles. Los emblemas que aún faltan ajustar se sumarían en el transcurso de la semana a los que desde el vienes pasado ya lo hicieron. Petropar anunció que mantendrá, al menos, hasta la primera quincena del mes que empieza mañana.

Los precios subieron hasta G. 600 por litro.
Los precios subieron hasta G. 600 por litro.

A los reclamos y a las críticas hechas a través de las redes sociales, la manifestación en Asunción de un grupo de personas y en Ciudad del Este de los transportistas del servicio por aplicativo Uber y Bolt, se suma la convocatoria realizada por ciudadanos indignados para que el próximo este miércoles, 2 de febrero, se haga un “paro nacional”.

La protesta sugerida es que la gente pare donde esté: de 7:00 a 7:30 y de 18:00 a 18:30. “Paramos los autos y hacemos sonar las bocinas, cacerolas, parlantes, todo”, señala la convocatoria efectuada a través de las redes sociales.

La mayoría de los emblemas que operan en el país el último viernes subieron el precio de sus combustibles hasta G. 600 por litro, que para los consumidores implica un golpe de G. 2.400 en el lapso de un año.

Las firmas Barcos y Rodados, Shell, Petrochaco, Copeg y Compasa ya aumentaron sus precios; en tanto que Copetrol y Petrobrás aún no tomaron esa decisión porque seguían analizando los números.

En la mayoría de las estaciones de servicio los precios quedaron de la siguiente manera tras el ajuste por litro: G. 6.930 el diésel común, G. 7.850 el diésel premium, G. 7.410 la nafta de 93 octanos, G. 8.420 la nafta de 97 octanos y G. 6.680 la de 88 octanos.

Otros se sumarían esta semana

Los emblemas que aún mantienen sus precios, luego de afinar sus números tomarían la decisión de incrementarlos en el transcurso de esta semana. En tanto, la empresa estatal Petróleos Paraguayos (Petropar) anunció que mantendrá sus precios al menos, hasta la primera quincena del mes entrante.

La entidad comunicó que seguirá con los mismos precios de los combustibles y que en la segunda quincena del presente mes volverá a evaluar los valores y que la decisión será comunicada con antelación a la ciudadanía en general.

El aumento de los precios de los combustibles viene genera un debate en las redes sociales, ya que este hecho propicia la suba de los productos para el consumidor. Reclaman al gobierno que tome medidas para que eso no ocurra.

En ese sentido plantean la necesidad de reducir el impuesto selectivo al consumo (ISC) para contener la suba de los precios de los combustibles y hubo fuertes críticas hacía el gobierno de Mario Abdo Benítez porque no toma esta decisión.

Debate y críticas en redes sociales

Analistas económicos, como Stan Canova, consideran que la reducción del ISC podría ser una alternativa para evitar el incremento e, inclusive, bajar unos G. 3.000 si se llega a exonerar de este impuesto a los combustibles.

El viceministro de Tributación del Ministerio de Hacienda, Óscar Orué, dijo sobre este punto que sería injusto que el Estado renuncie a una recaudación de US$ 375 millones para que los emblemas y las distribuidoras sigan ganando más del 20%.

Además, sostuvo que es un error creer que los precios bajarán con la exoneración del ISC, porque en realidad depende de factores externos como el precio internacional de petróleo y la cotización del dólar.

Juan José Galeano, director de Estudios Económicos de Hacienda, posteó que en el análisis tributario es importante diferenciar entre la tasa legal (establecida por ley) y la tasa efectiva (la que se paga realmente), como así también el peso que tiene el impuesto sobre el costo final del producto y sobre quienes recae principalmente la carga tributaria.

“Medidas como eliminar/reducir una tasa impositiva sin un análisis integral del sistema puede generar resultados contrarios al objetivo de mejorar la progresividad del sistema y por ende el bienestar social. Los especialistas deberían ser cuidadosos con estos temas muy sensibles”, criticó.

El exministro de Hacienda, César Barreto, respondió a este comentario que es difícil entender para el que paga porque no percibe contraprestación. “Pero sería bueno que el viceministerio de economía calcule la tasa efectiva para cada tipo de combustible. En este caso es evidente que la incidencia más fuerte es sobre propietarios de autos nafteros”.

Vales de combustibles para diputados

En las redes sociales los parlamentarios también fueron blancos de críticas por la suba del precio de los carburantes, porque los internautas consideran que a estos no les afecta debido a que disponen de cupos de combustibles y la ciudadanía les paga.

La Cámara de Diputados, precisamente, mantiene este año el cupo de combustible de G. 3.500.000 para cada legislador. El privilegiado beneficio fue nuevamente incluido en el presupuesto 2022, así como otros que les permitirá tener asesores, realizar nombramientos y contratación sin concursos.

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.