Recluso “protegido” huye y luego se entrega en protesta contra el Gobierno

El recluso civil de la Agrupación Especializada Ignacio Ramón Rodas Galeano (22), alias Nacho, huyó y luego se entregó ayer en protesta contra el Gobierno, que supuestamente incumplió la promesa de protección que le hicieron tras delatar al clan Rotela en el penal de Tacumbú.

De izq. a der.: El director general de Inteligencia, Ramón Morales; el director de Apoyo Táctico, Ever París; la ministra asesora en Asuntos de Seguridad, Cecilia Pérez; el jefe de Investigaciones de Asunción, Hugo Díaz (semi tapado); el director general de Investigación Criminal, Benicio Ramírez, y el director de Investigación de Hechos Pubibles, César Silguero. Fue ayer en una entrevista con ABC TV en la Agrupación Especializada, luego de la fuga de Ignacio Ramón Rodas.
De izq. a der.: El director general de Inteligencia, Ramón Morales; el director de Apoyo Táctico, Ever París; la ministra asesora en Asuntos de Seguridad, Cecilia Pérez; el jefe de Investigaciones de Asunción, Hugo Díaz (semi tapado); el director general de Investigación Criminal, Benicio Ramírez, y el director de Investigación de Hechos Pubibles, César Silguero. Fue ayer en una entrevista con ABC TV en la Agrupación Especializada, luego de la fuga de Ignacio Ramón Rodas.gentileza

Ignacio Ramón Rodas Galeano había sido capturado el 14 de agosto de 2019 por el asesinato a tiros de Juan de la Cruz Ríos Benítez (52), ocurrido seis meses antes, cuando este intentó defender a su hijo de 14 años en un asalto de motochorros en Capiatá.

Cuando estuvo recluido en la Penitenciaría Nacional de Tacumbú, Nacho se convirtió en uno de los hombres de confianza del preso más importante de la República, Armando Javier Rotela Ayala, líder del clan Rotela.

Nacho supuestamente participó en la construcción de un túnel que iba a facilitar la fuga del propio Rotela y de otros peces gordos, pero después pilló que antes del escape masivo lo iban a matar a él y a los otros “topos” para que nunca se supiera la ubicación del túnel.

Entonces, desesperado, Nacho reveló al Gobierno el plan de fuga y hasta dibujó un croquis del túnel, el 16 de febrero de 2021, a cambio de que lo ayudaran en su proceso por homicidio y de protección para él y su familia.

Sin embargo, alguien del Gobierno vendió a Nacho ese mismo día y le contó todo al líder del clan Rotela, quien a su vez estuvo a punto de cortarle la cabeza.

Paradójicamente, Nacho se salvó de morir aquella vez porque los demás presos se amotinaron para evitar el ingreso de la Policía. La revuelta dejó siete fallecidos.

Tras este episodio, Nacho fue evacuado de Tacumbú y llevado a la Agrupación Especializada en carácter de reo protegido, aunque solo un mes después, el 26 de febrero de 2021, el clan Rotela asesinó a su padre y a su sobrino en un atentado en el que salieron heridos otros dos parientes de Nacho que estaban reunidos en la casa familiar de Capiatá.

Su escape

El domingo último, molesto porque el Gobierno supuestamente falló en su promesa de protegerlo a él y a su familia, Nacho escapó de la Agrupación Especializada con aparente complicidad policial.

El recluso en fuga recapacitó ayer de mañana y se comunicó con el director de Policía de Cordillera, comisario principal Blas Vera, quien lo convenció de entregarse.

Resulta que Blas Vera fue jefe de la Agrupación Especializada hasta el 15 de setiembre pasado, y Nacho le tiene mucha confianza.

El convicto “marcado” por el clan Rotela finalmente fue devuelto a la Agrupación Especializada ayer a las 14:02, y tuvo una conversación con la ahora ministra asesora en Asuntos de Seguridad, Cecilia Pérez, cuya presencia reclamó el propio Nacho, ya que quería obtener el compromiso del Gobierno.

El jefe de la Agrupación, comisario principal Jorge Aquino, fue remplazado ayer por el comisario principal José Velázquez.

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.