Diputada declaró como testigo

El pasado 19 de diciembre Vilmar Acosta Marques fue condenado a 29 años de cárcel por el crimen de Pablo Medina y Antonia Almada.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/XQQRL455XRATNCBPMF4FG5HDOE.jpg

La sentencia fue dictada por los jueces Ramón Trinidad Zelaya, Yanine Ríos y Benito González.

La finalidad del homicidio fue buscar la impunidad acallando al periodista que lo denunciaba; la actitud de haber ideado un plan e instigado a personas de su extrema confianza para matar; la intensidad de la energía criminal desplegada, proporcionando los medios y utilizando celulares ajenos para coordinar el ataque; la gravedad del daño causado, la pérdida de dos vidas humanas (la de un profesional y padre de familia y la de una joven universitaria) causando gran sufrimiento a sus familias, son algunos de los puntos que fueron considerados en contra de Vilmar al momento de establecerse la sanción.

Este tribunal además dispuso que Neneco, una vez que cumpla la condena, permanezca otros diez años más bajo medidas de seguridad debido a los antecedentes de conducta.

Durante el juicio testigos por una parte declararon que habría estado implicado en otro caso de homicidio como el de Julián Núñez, ocurrido el 1 de agosto de 2014.

PUBLICIDAD

Por otra parte señalaron el temor que infundía el exintendente de Ypejhú en esa zona del país.

Esta causa se encuentra en la Cámara de Apelaciones. Los camaristas Carlos Domínguez, Gustavo Brítez y Edith Purificación Martínez tendrán a su cargo resolver este caso.

Tras el crimen y al percatarse de lo que se venía huyó del país, no sin antes llamar a su madrina política, la diputada Cristina Villalba, a quien le pidió que interceda ante el entonces fiscal general del Estado Javier Díaz Verón.

El extitular del Ministerio Público confirmó que recibió la llamada de Cristina Villalba y le manifestó que lo mejor que podría hacer Acosta Marques es ponerse a disposición de la Justicia.

PUBLICIDAD

Esto también cuestiona el PLRA, que señala que no se investigó a la legisladora a pesar del vínculo de la misma con el autor moral Vilmar Acosta.

Para la fiscalía, la llamada no es un elemento que incrimine a la diputada en el caso y más bien la señaló como testigo.

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD