Casi ocurre otra tragedia en “balsa de la muerte” en Ñacunday

ÑACUNDAY. Una camioneta con sus ocupantes casi cayó al río Ñacunday este miércoles cuando cruzaba el cauce hídrico en la balsa. La embarcación de cruce fue clausurada hasta que mejoren las condiciones climáticas. En 2003 cuatro personas fallecieron en un accidente sobre la balsa.

La camioneta de color negro, en el fondo de la imagen, casi cayó al río Ñacunday.
La camioneta de color negro, en el fondo de la imagen, casi cayó al río Ñacunday.gentileza

El hecho se produjo este miércoles en la balsa instalada sobre el río Ñacunday e involucró a una camioneta Nissan Terrano, en la que viajaba al menos un ocupante, cuyos demás datos no trascendieron.

El concejal municipal de Ñacunday, Bernardo Chávez (ANR), informó que el incidente ocurrió cuando el vehículo descendía de la balsa para transitar por la costa, en un camino de tierra.

Lea más: Furgón cae al río Ñacunday desde la “balsa de la muerte”

En ese momento, la camioneta se deslizó por la calle mojada y retrocedió en dirección a una barranca, al costado de la arteria y a metros del río. Afortunadamente el rodado no cayó al cauce hídrico.

A raíz de este suceso, el intendente Rafael Ramírez (ANR) dispuso la clausura temporal de la balsa, hasta que la calle de tierra sea transitada sin peligro.

Ñacunday forma parte del tramo del corredor de exportación que unirá los departamentos de Alto Paraná e Itapúa. En el marco de ese proyecto se encuentra en construcción un puente sobre el río Ñacunday.

Más info: Fallecen cuatro personas al caer de una balsa en el río Ñacunday

El concejal Chávez indicó que el puente sería habilitado este fin de mes y que solo faltan algunas obras accesorias de la pasarela.

Trágico accidente

En 2013, tres niños y una mujer fallecieron tras intentar cruzar el río con un automóvil a través de la balsa.

Los fallecidos estaban dentro de un automóvil conducido por Andrés López Ávalos, que cayó de la balsa al río. Solo el conductor logró salvarse.

Enlance copiado

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.