Senado aprueba su propia versión de la ley de financiamiento político

La Cámara de Senadores, en sesión extraordinaria, aprobó en general el proyecto de ley de financiamiento político. Por unanimidad los legisladores aceptaron la propuesta hecha por Stephan Rasmussen, que restituye controles que los diputados eliminaron de la propuesta original e incluyeron otras modificaciones. La normativa se remitirá a la Cámara Baja para su consideración.

El Senado aprobó la ley del financiamiento político.
El Senado aprobó la ley del financiamiento político.Arcenio Acuña, ABC Color

El texto presentado por el senador Stephan Rasmussen (PQ) modifica las mutilaciones hechas en la Cámara de Diputados y exige, por ejemplo, que cada candidato presente un movimiento de ingresos, egresos y gastos durante la campaña electoral para cualquier cargo, ya sean internas partidarias o elecciones generales.

Serán los movimientos políticos quienes se deben encargar de estos procesos, además de canalizar las declaraciones juradas. El documento también dispone que sea el Tribunal Superior de Justicia Electoral (TSJE) el que controle todas las disposiciones y la Secretaría de Prevención de Lavado de Dinero o Bienes (Seprelad) asista.

Los castigos van desde la prohibición de candidatura de cualquier persona que haya quebrantado la ley, así como la suspensión de los subsidios electorales en el caso de encontrarse irregularidades.

PUBLICIDAD

La modificación introducida en el artículo 2° establece que se hagan dos rendiciones de cuenta durante la campaña a diferencia del planteamiento original que solicitaba tres rendiciones.

“Creemos fundamental que un candidato presente su declaración de gastos a mitad de la campaña y no solo al inicio”, manifestó el senador Rasmussen en defensa de su propuesta.

Nota relacionada: Senado hoy puede rectificar ley de financiamiento político

PUBLICIDAD

El texto pasará a la Cámara de Diputados para su reconsideración este lunes. Esta versión, con términos más claros y plazos menos rígidos, se acerca a la segunda redacción de la diputada proyectista Rocío Vallejo (PPQ), quien intentó adecuar la propuesta pero no tuvo el acompañamiento de la mayoría.

Al término de la sesión, el senador Enrique Bacchetta manifestó que la normativa aprobada – en la que se recupera el espíritu original de la ley - es un elemento más para la transparencia. Destacó que las dos presentaciones de declaraciones juradas – al iniciar y culminar las campañas - permitirán rendir cuentas del dinero recibido. Opinó que las modificaciones hechas al texto son mejores que lo que quedó establecido en la versión de los diputados. “Va armonizando con todas las demás leyes que nosotros ya resolvimos”, apuntó.

Sobre el punto, Stephan Rasmussen celebró la aprobación de la ley con las modificaciones propuestas por la Cámara Alta. Consideró que los diputados se van a acoger este planteamiento. Mencionó que la sanción de la ley del financiamiento político es una victoria de la ciudadanía que busca saber de dónde proceden los fondos utilizados en las campañas políticas.

Asimismo, lamentó que se haya modificado la cantidad de declaraciones juradas que deberán ser presentadas por los candidatos – eran tres: al inicio, a mitad y al final de la campaña – puesto que el objetivo era que los ciudadanos sepan cómo se financian los candidatos antes de votar.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD