Tras autopsias, médicos italianos descubren que trombosis también es una manifestación del COVID-19

El embajador de Paraguay en Italia, Roberto Melgarejo Palacios, precisó a ABC que autopsias realizadas en el hospital Castel San Giovanni de Piacenza a pacientes fallecidos por COVID-19 demostraron que la coagulación intravascular diseminada (trombosis) también es una manifestación del virus, por lo que se puede combatir con antiinflamatorios y anticoagulantes. Esto no descarta que muchos de los pacientes manifiesten también neumonía, aclaró el representante diplomático.

El anticoagulante heparina podría convertirse en un interesante nuevo tratamiento contra el COVID-19.
El anticoagulante heparina podría convertirse en un interesante nuevo tratamiento contra el COVID-19.Kiko Huesca

Según refirió el embajador paraguayo en Italia, Roberto Melgarejo Palacios, descubrir que la trombosis también es una manifestación del virus no descarta que la neumonía también sea un síntoma de la enfermedad, sino que ambas manifestaciones pueden ser complementarias o desarrollarse por separado. Todo depende del organismo del paciente y del nivel de defensas que este tenga.

El diplomático comentó que en el hospital Castel San Giovanni de Piacenza se han realizado cientos de autopsias –con el riesgo que esto conlleva– a personas fallecidas a consecuencia del COVID-19. Esto les ha permitido determinar que muchas de las muertes se produjeron por coagulación intravascular diseminada (trombosis). Esto, señaló el embajador, ha llevado a los profesionales de la medicina a incluir otras formas de tratamiento, como la aplicación de la heparina, un anticoagulante inyectable usado comúnmente en la medicina.

Cuadros complementarios

No obstante, Palacios aclaró que un ítem no descarta al otro; es decir, no significa que al descubrir que la trombosis es una manifestación del nuevo coronavirus, la medicina se haya equivocado al tratarlo como neumonía, sino que son manifestaciones complementarias. En algunos pacientes se puede dar solo neumonía, en otros solo trombosis y en algunos ambas condiciones clínicas.

Por lo tanto, no es precisamente que se estén cambiando los protocolos en los hospitales italianos, sino que estos “se están adaptando”. “La medicina y la ciencia también están aprendiendo con este virus; sabemos cómo ingresa pero no sabemos bien aún cómo sale”, expresó el embajador, quien también es médico y tiene un posgrado en salud pública.

Respiradores siguen siendo fundamentales

El diplomático aclaró que no significa que los respiradores no hayan sido necesarios, como indican informaciones distorsionadas que circulan en las redes sociales. “Los respiradores sí son fundamentales”, indicó el embajador.

Añadió que, de hecho, en su rol diplomático, él ya hizo llegar al Ministerio de Salud Pública paraguayo la información necesaria sobre este avance en el tratamiento médico. Mañana, jueves 16 de abril, se realizará una videoconferencia entre médicos italianos y paraguayos para compartir novedades del tratamiento del nuevo coronavirus. El objetivo será que nuestros profesionales de salud conozcan la experiencia italiana, que “no es milagrosa, pero colabora y ayuda”, remarcó el embajador.