Secretaria privada de González Daher pagada por el Estado será sumariada por abandono de trabajo

LUQUE. La Dirección General Jurídica de la Cámara de Senadores afirmó que María Laura Miers Espínola, funcionaria del Congreso que cumplía horario como secretaria en la casa del exsenador Óscar González Daher, incurrió “en abandono de trabajo”. Para justificar cinco días de ausencia, la presunta planillera alegó en su descargo “reposo médico”. El caso ya fue derivado a la Secretaría de la Función Pública.

María Laura Miers Espínola, funcionaria del Congreso con un salario mensual de G. 10 millones, estaciona su vehículo en la vía pública e ingresa a la casa del exsenador cartista condenado Óscar González Daher para hacer oficina.
María Laura Miers Espínola, funcionaria del Congreso con un salario mensual de G. 10 millones, estaciona su vehículo en la vía pública e ingresa a la casa del exsenador cartista condenado Óscar González Daher para hacer oficina.

Augusto Gernhoffer, titular de la Dirección General Jurídica de la Cámara de Senadores, manifestó que el presidente de la Cámara de Senadores, Óscar Salomón (ANR), firmó ayer el pedido de la designación de un juez instructor titular y tres suplentes “para prosecución del correspondiente sumario administrativo” contra la funcionaria permanente del Congreso María Laura Miers Espínola. El documento fue remitido en la víspera a la Secretaría de la Función Pública.

Gernhoffer sostuvo que Miers Espínola alegó en su descargo que tenía reposo para luego ser sometida a una cirugía programada por sinusitis. “Para nosotros incurrió en abandono de trabajo”, dijo el director de Jurídica.

Expresó además que el sumario será por los cinco días en los cuales se ausentó al Congreso y fue a la casa de González Daher a cumplir horario, según la publicación hecha por este medio luego de que un equipo periodístico realizara una investigación y descubriera a María Laura Miers Espínola.

Pero la mujer tiene otros cinco días de ausencia sin justificar, según la Dirección de Talento Humano del Congreso, por lo cual anuncian otro sumario también por abandono de trabajo. Al respecto, Augusto Gernhoffer dijo que incluso se podría ampliar la actual denuncia en su contra, ya que se trata del mismo hecho.

A partir de la designación del juez sumariante, dicho proceso puede durar hasta 60 días.

Denuncia penal

María Esther Roa Correa y Carmen Edid Rodríguez Godoy, presidenta y secretaria de la Coordinadora de Abogados del Paraguay (Coapy), respectivamente, denunciaron ayer a María Laura Miers Espínola ante la Unidad Especializada en Delitos Económicos por la supuesta comisión del hecho punible de cobro indebido de honorarios.

“Efectivamente, existen indicios suficientes para sostener que la conducta de la denunciada María Laura Miers Espínola puede ser subsumida dentro del tipo penal denunciado, por lo que urge una investigación penal seria y responsable que cumpla los fines de nuestra Constitución Nacional y las leyes que rigen la materia”, expresó Esther Roa.

Secretaria privada de OGD, pagada por el Estado

María Laura Miers Espínola era jefa de Asesoría Jurídica de la Secretaría General del Congreso Nacional y su horario laboral era de lunes a viernes de 07:00 a 15:00. Percibía un salario de G. 7.300.000 más un plus “por responsabilidad” de G. 2.190.000 que hacían un total de G. 9.490.000 al mes. Luego del escándalo, fue separada del cargo, dejó de recibir la bonificación y se inició un sumario.

La presunta planillera no iba al Parlamento sino que hacía oficina en la casa del exsenador Óscar González Daher (cartista), condenado a siete años de prisión por enriquecimiento ilícito y declaración falsa, donde fungía de secretaria privada.

Llegaba tranquila y cómodamente al domicilio ubicado sobre la calle Mauricio José Troche del microcentro de Luque, alrededor de las 08:00, y permanecía en el lugar hasta pasado el mediodía, todos los días.

Luego de ser descubierta, solicitó vacaciones, que culminaron el pasado 10 de setiembre y debía volver a trabajar el lunes 13 de setiembre, pero su vehículo fue visto una vez más ingresando a la vivienda de González Daher, ubicada en Luque.

Al día siguiente, martes 14, envió los certificados médicos por correo a la Dirección de Talento Humano del Congreso. Para justificar sus ausencias, presentó una orden de internación y un diagnóstico de sinusitis. Lo llamativo es que los documentos médicos tienen fecha del 9 de setiembre, siendo que sus ausencias ya fueron registradas en agosto por equipos de ABC Color.

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05