Fiscala pide juicio oral para Turrini y dueño de carbonería

La fiscala Lorena Ledesma acusó y pidió juicio oral y público contra Cristian César Turrini Ayala y Alberto Antonio Ayala Jacquet, en el marco de la investigación centrada en el cargamento de 2.906 kilogramos de cocaína hallado entre el 19 y 20 de octubre de 2020, mimetizado en bolsas de carbón vegetal en el puerto de Terport en Villeta.

A falta de la revisión completa en el puerto Terport de Villeta, la carga de cocaína encontrada llega a 2.331 kilos, aunque podría llegar a tres toneladas.
La distribución de los panes de cocaína, durante la revisión de los contenedores que guardaban carbón vegetal en el puerto de Terport, en Villeta, entre el 19 y 21 de octubre de 2020.Archivo, ABC Color

La acusación formulada por la fiscala de la Unidad Especializada en Lucha contra el Narcotráfico contra Cristian Turrini Ayala y Alberto Antonio Ayala Jacquet es en relación a los hechos punibles a que desde el territorio nacional se realice el envío de sustancias estupefacientes a países extranjeros y la tenencia sin autorización de dichas sustancias, en calidad de autores, sobre los 2.096 kilos de cocaína mimetizados en bolsas de carbón vegetal contenidas en contenedores que estaban listos en el Puerto de Terport, Villeta, para ser enviados a Bélgica y de ahí a Israel.

Coordinación

El documento señala que tiene como antecedentes históricos la incautación por parte de la Policía Federal de Amberes (Bélgica), un total de 3.406 kilos de cocaína que estaba dentro de cinco contenedores con cargas de carbón vegetal dispuestas en bolsas de 20 kilos cada una, el 25 de junio del año 2020.

La empresa responsable del envío de dicha carga fue la firma Bascar SA y la embarcación de la misma se produjo el 28 de abril de 2020, desde el Puerto Fénix, Puertos y Estibajes SA. Es en consecuencia a todos estos hechos que en Paraguay, el Ministerio Público, la Policía Nacional y la Unidad de Inteligencia Sensible Antinarcóticos inició una investigación desde el 8 de julio.

Con el avance de las investigaciones, mediante el cruce de llamadas, detectaron un número perteneciente a Cristian Turrini, quien era el coordinador de las actividades ilícitas. Mediante escuchas, autorizadas judicialmente, se obtuvo la ubicación de un depósito donde se había contaminado uno de los contenedores que se verificó en Bélgica.

Luego, en el mes de setiembre, la Policía que en un inmueble utilizado por Turrini, se estarían cargando los contenedores a ser exportados utilizando el mismo método y la misma dinámica para el envío de los 3.406 kilos de cocaína incautados en Ambéres.

Siguiendo esas pistas entre el 21 y 22 de setiembre se montó vigilancia en las cercanías del depósito de Turrini, donde se pudieron visualizar los contenedores SUDU, cuya exportación habían sido tramitadas por Carbosur SA, propiedad de Alberto Antonio Ayala Jacquet, vía fluvial desde Terport.

Ya en octubre se pudo confirmar que la empresa “Tres A” de Ayala Jacquet expidió una factura para la exportación a favor de una firma de Israel. En la factura se consignaban 100.820 kilos de carbón vegetal, distribuidos en cinco contenedores, por lo que se solicitó la retención de los mismos para su registro, hallándose así entre el 19 y 20 de octubre del año pasado los 2.331 de cocaína entre las bolsas de carbón vegetal.

Así también, el 21 de octubre la Administración de Investigación Aduanera, solicitó la retención de otros cinco contenedores por su perfil de riesgo. Así fueron verificados y en su interior se hallaron otros 500 kilos de cocaína.

Organizador

Teniendo en cuenta todos estos elementos, para la Fiscalía se pudo establecer que Cristian Turrini organizó en connivencia con Alberto Ayala el envío de un cargamento de cocaína simulada con carbón vegetal, que pretendía ser enviado a través de la empresa “Tres A”. En ese marco, Ayala fue quien oficializó los despachos de exportación de los contenedores en los que fueron encontrados 2.318 kilos de la droga distribuidos en 2.000 panes.

Toda esa coordinación logística y comercial hecha por Turrini y Ayala fue para dar fachada de licitud a la operación de remisión de la cocaína al extranjero.

Más imputados

Asimismo la fiscala Lorena Ledesma imputó, por la misma causa, a Andrés Mauricio Fernández Acevedo y al argentino Ricardo Ariel Aquino, por el “Caso Swiffer”, abierto en el mes de julio de 2020, cuando cayeron los 3.406 kilos de cocaína en Bélgica.

Mientras que también, por la misma causa, también fue procesado Marcos Julián Mercado Gómez, en calidad de autor, pues este se desempeñaba como encargado de planificación en la terminal portuaria Terport de Villeta.

En cuanto al caso de Andrés Fernández y Ricardo Aquino, los mismos formarían parte de una supuesta organización criminal integrada por paraguayos y extranjeros, quienes se dedican al tráfico de sustancias estupefacientes por la vía terrestre y marítima en contenedores de carga sindicando a Cristian Turrini como el intermediario con el extranjero.

Según el documento de imputación Fernández, junto con Turrini, habría adquirido medios logísticos en su carácter de presidente de la sociedad denominada “Quattro SA”, utilizados para ocultar los 2.906 kilos de cocaína.

Fernández había realizado pagos al contado el 29 de julio de 2020 por 27.480 kilos de carbón por G. 38.472.000; el 1 de setiembre pagó pro 28.880 kilos la suma de G. 40.432.000, mientras que el 11 de setiembre pagó por 26.640 kilos de carbón el valor de G. 34.496.000; el 18 de setiembre pagó por 29.100 la suma de G. 40.740.000, luego el 25 de setiembre pagó G. 30.877.000 por 28.070 kilos de carbón; así como el 28 de setiembre abonó por 23.000 kilos la suma de G. 32.200.000, en fecha 30 de setiembre nuevamente pagó por 30.000 kilos la suma de G. 33.000.000, así como también adquirió bolsas vacías big bag y pagado el flete de carbón el 14 de setiembre.

Por su parte, Ricardo Aquino, siguiendo instrucciones de Turrini se encargó de gestiones para adquirir carbón vegetal del Chaco paraguayo para que sea exportado por Turrini. También se lo sindica como el responsable de conseguir el flete marítimo, terrestre, estibadores, montacargas y la logística que conlleva la preparación de los contenedores.

Ambos serían colaboradores de confianza de Turrini dentro del esquema.

En cuanto a los hechos relacionados a Marcos Mercado, quien el 16 de octubre de 2020, se desempeñaba en sus labores en Terport, habría sido el contacto para que pueda informar la situación de la carga de uno de los contenedores ubicado en el muelle de dicho puerto.

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.