ANDE pierde 26 de cada 100 MWh que inyecta al mercado eléctrico nacional

La Administración Nacional de Electricidad (ANDE) pierde 26,19 MWh de cada 100 MWh que inyecta al mercado eléctrico nacional, según datos oficiales. Si cada MWh, en promedio, le cuesta a la empresa estatal G. 405.200 (US$ 58,7), en 2021 desperdició G. 10.612.188 (US$ 1.538) por cada 100 MWh que incorporó a su sistema.

En julio último la ANDE realizó varios intervenciones en Alto Paraná, específicamente en locales o mineras de criptomonedas, en los que no supieron, o no quisieron justificar la marcada incoherencia entre las facturas que recibían y su consumo real de energía eléctrica.
En julio último la ANDE realizó varios intervenciones en Alto Paraná, específicamente en locales o mineras de criptomonedas, en los que no supieron, o no quisieron justificar la marcada incoherencia entre las facturas que recibían y su consumo real de energía eléctrica.GENTILEZA

De acuerdo a datos de la Administración Nacional de Electricidad (ANDE), el consumo del mercado eléctrico paraguayo en 2021 alcanzó 18.584.020 MWh, por consiguiente, en los doce meses perdió 4.867.154,8 MWh (1 MWh = 1000 KWh).

Como cada MWh le cuesta, en promedio, a la empresa eléctrica estatal US$ 58,7 (según el tipo de cambio vigente ayer en el mercado minorista) puede concluirse que la hemorragia eléctrica del 2021 le costó al país US$ 286 millones, aproximadamente.

De acuerdo con el material de referencia, el desperdicio es categóricamente mayor en las redes de distribución de la ANDE que en sus líneas de transmisión.

En una suerte de redondeo, se apunta que el mercado eléctrico nacional recibió el año pasado 18.735.534 MWh, cantidad de la que perdió en sus líneas de transmisión 880.096 MWh (4,70%). Mientras que en sus redes de distribución derrochó 3.991.212 MWh (21,30%).

Del cotejo de estas cantidades puede concluirse también que el consumo real, el que facturó la eléctrica estatal es de 13.864.046 MWh (74% del total) y que la desperdiciada trepa nada menos que a 4.871.308 MWh (el 26% faltante).

Hay causas técnicas e inclusive robo de energía

Acerca de las causas, en explicaciones anteriores daban cuenta de que las mismas son técnicas y no técnicas (robo). No obstante, esas fuentes no especificaron qué porcentaje de las pérdidas debían atribuirse a motivos técnicos y que cantidad a las pérdidas negras, no técnicas o robos.

Asimismo se destaca en el informe que la estatal, con la intención de detener la sangría, “modificó su cultura, desde tener pocas acciones a poseer un plan de pérdidas bien estructurado”.

Tal vez quisieron escribir un plan para “evitar” pérdidas, porque “plan de pérdidas” es el que hoy sufren y desde hace mucho tiempo.

El material sustenta la política antipérdidas de la ANDE con ciertos logros, algo endebles si se consideran los magros resultados que esgrimen: 4,93 puntos en diez años.

En 2011, el índice de derroche de la estatal era de 31,12%, que el año pasado se redujo al 26,19%, a razón de 0,49 puntos por año. Añaden que las pérdidas forman parte el total que compran a Itaipú y Yacyretá.

Contradicen al “Informe Sachs”

Contrariamente a lo señalado en el informe oficial mencionado, en el último “Informe Sachs” se subraya que “las pérdidas han aumentado un 20% entre 2014 y 2019 (de 3.398.104 MWh a 4.470.000 MWh.

Agregaba el informe de referencia, que muestra al Paraguay las vías de las “descarbonización”, que las pérdidas en cuestión “representan un déficit de ingresos estimado en 163 millones de dólares al año para la ANDE, asumiendo la tarifa media nacional de la de 2019″.

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.