Indert recupera tierras utilizadas para el narcotráfico en frontera con Bolivia y le otorga posesión legal a Defensa Nacional

El ministro del Interior, Arnaldo Giuzzio, informó que el Estado paraguayo recuperó 24.000 hectáreas de territorios estratégicos ubicados a 5 km de la frontera con Bolivia. Los predios estaban siendo utilizados para el crimen organizado y ahora serán entregados al Ministerio de Defensa, que se encargará de controlar que en ese sitio no aterricen aviones para actividades ilícitas, además de mantener la soberanía nacional.

Bernardino Soto Estigarribia, Arnaldo Giuzzio y Gail González Yaluff, en conferencia de prensa brindada en Palacio de Gobierno.
Bernardino Soto Estigarribia, Arnaldo Giuzzio y Gail González Yaluff, en conferencia de prensa brindada en Palacio de Gobierno.Captura de pantalla

Tras una reunión que mantuvieron con el presidente de la República, Mario Abdo Benítez, el ministro del Interior, Arnaldo Giuzzio, la presidenta del Instituto Nacional de Desarrollo Rural y de la Tierra (Indert), Gail González Yaluff, y el ministro de Defensa Nacional, Bernardino Soto Estigarribia, las autoridades del Gabinete comunicaron decisiones que fueron tomadas sobre un predio de seis fracciones, consistentes en 24.000 hectáreas, que fue recuperado por el Estado paraguayo de mano de ocupantes relacionados al crimen organizado.

Propiedad en manos del narcotráfico

Según detalló el ministro Arnaldo Giuzzio en conferencia de prensa, estas propiedades estaban siendo utilizadas para el tráfico internacional de drogas. El conjunto de predios está completamente equipado con pistas de aterrizaje, hangares, suministro propio de agua, espacios para vivienda, un taller de maquinaria, cultivos, etcétera.

Según el titular de Interior, esta es la primera vez que el Estado paraguayo a través del Indert pudo recuperar un territorio con estas características de manos del crimen organizado.

Lea: Piden la recuperación de miles de hectáreas de tierra en Alto Paraná

Los predios, según describió la autoridad, están en el límite mismo de nuestro país con el territorio boliviano. El conjunto de fracciones en su momento perteneció a un establecimiento ganadero que había sido intervenido tanto por la Senad como por la Policía Nacional.

“La Senad en su momento había incautado armas, aeronaves y ya en ese momento se habían encontrado pistas que permitían el ascenso y descenso de aeronaves en ese lugar. Ya en el 2021, la Policía Nacional hizo intervención y en esta oportunidad se pudieron incautar más de 1.300 kilos de cocaína, además de una importante cantidad de acetona utilizada para la fabricación de la cocaína. También se incautaron aeronaves”, relató Giuzzio.

Ministerio Público interviene

El Ministerio Público puso a conocimiento del Indert estas circunstancias, razón por la cual la presidenta del ente tomó la decisión de otorgar la posesión legal de estas fracciones al Ministerio de Defensa Nacional.

“Decidimos dictar resoluciones para desestimar algunos expedientes, revocar resoluciones, modificar y mantener las tierras a cargo del Indert y anular títulos formulados, pues en algunos expedientes se han formulado títulos pero no se han inscrito en el Registro Público”, explicó Gail González.

Ahora, agregó, atendiendo a que la fiscala que intervino en esta causa, Lorena Ledesma, les solicitó dictar medidas administrativas para recuperar y resguardar esas fracciones, harán las gestiones que correspondan para que Defensa Nacional se haga cargo de las mencionadas fracciones.

“La misma decisión se tomará en otras tierras que pertenecen al Estado que se estén usando para el cultivo de marihuana u otras actividades ilícitas”, adelantó la titular del Indert.

En cuanto al uso que se le podría dar a estas tierras, González Yaluff comentó que es un lugar estratégico, a no más de 5 km de la frontera con Bolivia, y como se trata de una cuestión de soberanía, consideran que son las fuerzas militares las que deben hacerse cargo de esas tierras.

Lea también: Polémica por foto de presidenta de Indert

Destacamento militar se instalará en el lugar

A su momento de hablar, el ministro de Defensa Nacional, Bernardino Soto Estigarribia, señaló que tomarán posesión de las 24.000 hectáreas y establecerán un destacamento militar con la misión de controlar el área y evitar el aterrizaje de aviones con vuelos ilícitos.

“En esa propiedad existe una pista de aterrizaje utilizable; posteriormente, se estudiará la opción de declarar área silvestre protegida a esa propiedad”, añadió Soto Estigarribia.

Con esta acción, expresó el ministro Arnaldo Giuzzio, el Indert deja un precedente para establecer un mecanismo de recuperación de todas aquellas propiedades que siguen siendo del Indert pero en las que se haya cultivado marihuana. De esta manera, se apunta a que pueda disponerse de los predios para entregárselos “a verdaderos compatriotas que están requiriendo de tierras para el uso razonable de ese territorio”, finalizó el titular de Interior.