Confirman juicio a exfiscal general y su esposa, por enriquecimiento ilícito y lavado

La Cámara de Apelaciones ratificó el auto de apertura a juicio oral para el exfiscal general de Estado Javier Díaz Verón y su esposa María Selva Morínigo, acusados de enriquecimiento ilícito y lavado de dinero. Según el Ministerio Público, la pareja no puede justificar cerca de G. 10.500 millones.

Javier Díaz Verón y María Selva Morínigo, en lo viejos y buenos tiempos. Ahora están acusados.
Javier Díaz Verón y María Selva Morínigo, en lo viejos y buenos tiempos. Ahora están acusados.Archivo, ABC Color

El Tribunal de Apelación Penal, Segunda Sala, integrada por los camaristas José Agustín Fernández, Bibiana Benítez Faría y Delio Vera Navarro confirmó el Auto Interlocutorio N° 1.779 del 19 de agosto de 2021, mediante el cual el juez de Garantías Julián López elevó a juicio oral y público la causa que afrontan el exfiscal general del Estado Francisco Javier Díaz Verón y su esposa, María Selva Morínigo, acusados de enriquecimiento ilícito y lavado de dinero, respectivamente.

La apelación contra el auto de apertura a juicio fue planteada por el abogado Mario Elizeche Baudo, representante legal de los acusados, con el argumento de que el juez de Garantías rechazó el incidente de nulidad absoluta de la acusación, que fue planteada en la audiencia preliminar, sin tener en cuenta que en su requerimiento conclusivo el Ministerio Público modificó los hechos por los que había presentado la imputación, pero no llamó a una nueva indagatoria a los hoy acusados.

La defensa agregó que el Juzgado de Garantías también rechazó el incidente de nulidad absoluta de la pericia contable, realizada por el Lic. Javier González Pérez, por una supuesta “violación grosera y evidente” del derecho a la defensa.

Argumentos del tribunal

Respecto al incidente de nulidad absoluta de la acusación, el Tribunal de Apelaciones indica en su fallo que los procesados en todo momento tuvieron acceso al expediente, por lo que no se puede alegar un desconocimiento de los hechos y además no existen elementos que hagan presumir la violación de la reglas básicas de defensa. Agrega que no existe ningún agravio que amerite la procedencia de la apelación

En cuanto al incidente de nulidad de la pericia contable, los camaristas indican que “la pericia fue ordenada conforme al artículo 217 del Código Procesal Penal y la misma cumple todas las condiciones de validez habiéndose emitido respuesta a los puntos de pericia propuestos, sin haber violado el derecho a la defensa”.

Señalan además que en el juicio oral y público se efectuará la valoración respectiva de las pruebas ofrecidas por el Ministerio Público, entre ellas la pericia contable, examinando la información extraída de ellas y apreciarlas de modo integral conforme a la sana crítica.

Acusación se presentó en el 2019

Según la acusación presentada el 13 de agosto de 2019, el exfiscal general del Estado y su esposa no pueden justificar nada menos que G. 10.495.174.320, entre los ingresos y egresos que tuvieron entre el 2008 y 2017.

Los fiscales Nathalia Silva y Osmar Legal indican en la acusación que el desfase entre los ingresos y egresos se empieza a dar en el 2010, con relación al exfiscal general del Estado, cuando era fiscal adjunto. Ese año tuvo más gastos que dejó un déficit de G. 277.362.657. Al año siguiente, otro déficit de G. 195.585.539.

En el mes de noviembre de 2011, Díaz Verón fue nombrado fiscal general del Estado y siguió arrastrando déficit año tras año. En 2017 culminó con egresos –que no puede justificar– por G. 615.756.078 y así sucesivamente.

El gobierno de Estados Unidos lo declaró “significativamente corrupto” y prohibió su ingreso al citado país, restricción que afecta además a su esposa, también acusada, y a sus hijos.

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05