Petropar firmó contrato para tren de molienda de Troche, pese a pesquisa de DNCP

Ya el 9 de diciembre último, apenas una semana después de la adjudicación, el presidente de Petropar, Denis Lichi, firmó el contrato para el montaje de una nueva línea de molienda de caña de azúcar en la alcoholera de la estatal ubicada en la ciudad de Troche. La DNCP está investigando la cuestionada adjudicación por sospechas de anomalías.

Petropar adjudicó la construcción de un nuevo tren de molienda en la alcoholera de Troche.
Petropar adjudicó la construcción de un nuevo tren de molienda en la alcoholera de Troche.GENTILEZA

Petróleos Paraguayos (Petropar) firmó el contrato para el montaje y puesta en marcha de una nueva línea de molienda de caña de azúcar en la alcoholera ubicada en Mauricio José Troche (Guairá), que se adjudicó a la empresa Estructura Ingeniería SA (EISA), de Alberto Palumbo, por G. 195.299 millones (US$ 28,7 millones al cambio actual).

El millonario y cuestionado contrato se firmó con la empresa que tuvo la propuesta más cara y que incluso es 12% superior al precio de referencia de la licitación, por lo que la Dirección Nacional de Contrataciones Públicas (DNCP) pidió un informe sobre los detalles de la adjudicación.

El director de Contrataciones, Pablo Seitz, informó a ABC Color que la DNCP recibió el martes último los datos que se le pidió a Petropar, luego de una prórroga solicitada por la estatal. “Ahora estamos analizando las respuestas y estamos verificando si se cumplió o no con el proceso de evaluación, sobre todo en análisis de precio y de experiencia”, explicó Seitz.

Justamente, hay dudas respecto a la experiencia de EISA en este tipo de obras, aunque, llamativamente, Petropar defendió en su momento a la compañía. Pero Seitz no quiso dar mayores datos respecto al análisis que están realizando, pues se encuentran en etapa investigativa.

Firma beneficiada es del amigo del vicepresidente

Según los datos manejados en el sector, Alberto Palumbo, dueño de EISA, tiene vínculos cercanos con el vicepresidente de la República, Hugo Velázquez, quien incluso utilizó la casa de este empresario para “esconderse” de los escraches tras el escándalo del “acta entreguista” de Itaipú en 2019, lo que causó una indignación ciudadana.

Al cuestionarse este vínculo, el titular de Petropar, Denis Lichi, había dicho que no sabía quiénes son los amigos del vicepresidente. Tanto Velázquez como Palumbo evitan hablar al respecto, pese a las insistencias de este diario.

ABC intentó conversar en varias oportunidades con el dueño de EISA, pero no existe respuesta hasta la fecha. ¿Qué experiencia tiene en el montaje de una línea de molienda de una alcoholera?, es la consulta que se niega a responder Palumbo y, además, si realmente traerán un equipo nuevo para la fábrica.

Según trascendió en su momento, EISA ya habría comprado un tren de molienda usado de Brasil, de una alcoholera que cerró sus puertas en el país vecino, pero en Petropar aseguraron que desconocen dicha versión y señalaron que las maquinarias deben ser nuevas. Según los técnicos de la petrolera estatal, la empresa brasileña Simisa proveerá los equipamientos, de acuerdo con la oferta de la firma adjudicada.

Hasta ahora no concluye obras en el aeropuerto

EISA también fue adjudicada en su momento para encarar las obras de mejoramiento del espigón norte del Aeropuerto Internacional Silvio Pettirossi (durante la gestión del extitular Édgar Melgarejo), que registra retrasos y sobrecostos actualmente, que derivarán en multas a la firma por parte de la Dirección Nacional de Aeronáutica Civil (Dinac), según se informó. Los trabajos tienen un retraso de dos años y hasta la fecha no se inauguran.

Esta obra se adjudicó por G. 16.970 millones a la empresa citada, en enero de 2019. En febrero se dio la orden de inicio de los trabajos, que debían concluir en 210 días (7 meses). Es decir, el plazo de ejecución era hasta septiembre de 2019, pero los trabajos no culminaron hasta la fecha y, además, se registra un encarecimiento de G. 3.190 millones (20%) por ítems que se agregaron al contrato original.

EISA también forma parte del consorcio que fue adjudicado recientemente para las obras del Hospital del Sur de Encarnación, que se otorgó al Consorcio Hospitalario del Sur (integrado por Barrail Hermanos SA de Construcciones, Sociedad Constructora Chaco SA, EISA y Ricardo Díaz Martínez), por G. 209.994 millones. La firma Barrail Hermanos, que también integra este grupo, está ligada a Engineering, la llamada “superproveedora” del Estado en este Gobierno de Mario Abdo Benítez.

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.