Intervienen más inmuebles ligados al pastor José Insfrán, en Canindeyú

Las diligencias por la “Operación A ULTRANZA PY” se retomaron ayer con allanamientos a inmuebles lujosos ubicados en el departamento de Canindeyú, vinculados al pastor José Alberto Insfrán Galeano, quien permanece con paradero desconocido.

Obra en plena marcha de la propiedad que pertenecería al pastor José Alberto Insfrán Galeano, ubicada en la ciudad de Curuguaty.
Obra en plena marcha de la propiedad que pertenecería al pastor José Alberto Insfrán Galeano, ubicada en la ciudad de Curuguaty.Ariel Espinoza

Los fiscales antidrogas Deny Yoon Pak, Fabiola Molas, Jalil Rachid y Meiji Udagawa, acompañados de agentes de la Secretaría Nacional Antidrogas (Senad) realizaron más diligencias, en esta oportunidad en el departamento de Canindeyú, a propiedades ligadas al Clan Insfrán, liderado supuestamente por Miguel Ángel Insfrán Galeano (40), alias Tío Rico, e integrado por sus hermanos el pastor José Alberto Insfrán Galeano (50 años) y Yolanda Ignacia Insfrán Galeano (49).

Uno de los inmuebles intervenidos es el edificio del Centro de Convenciones Avivados (CCA), ubicado en el centro de Curuguaty. La obra habría demandado una inversión de US$ 900.000.

Dentro de las instalaciones se hallaron equipamientos de acústica, parlantes, consolas, micrófonos, así como distintos instrumentos musicales.

También se constató que en el lugar funcionaba una emisora de radio “Aviva2 FM”, con equipamiento de alta tecnología.

En otro sector se verificó la oficina del pastor, con muebles bastante lujosos. Aquí se encontraron termos forrados, uno de ellos con el bordado de la firma “El Porvenir SRL”, cuyo dueño es su hermano Miguel Ángel, dedicada al rubro de la metalúrgica. Precisamente en el local de esta firma, Tío Rico modificó las carretas de sus camiones Scania con doble fondo para traslado de las cargas de cocaína, según se detalla en la imputación del Ministerio Público.

Otro sitio allanado es una obra en construcción de importantes proporciones, que sería del pastor Insfrán, ubicada cerca de la Universidad Nacional de Canindeyú.

En la zona de Brítez Cue, distrito de Yby Pytã, a 125 kilómetros de Salto del Guairá, la comitiva intervino un moderno centro de retiro con camas tipo somier en su interior, así como colchones, y otras comodidades. El local está en un lugar marcado por la pobreza.

El fiscal Pak se constituyó en la Municipalidad de Curuguaty para solicitar documentos sobre las propiedades que José Insfrán, sospechan, habría construido con las ganancias provenientes del tráfico de cocaína como forma de lavado del dinero.

Ley de culto

El viceministro de Culto del MEC, Fernando Griffith, dijo ayer a la 730 AM que el pastor Insfrán violó la ley de cultos al no registrar su movimiento religioso ni certificar sus actividades, además sus dos locales figuraban con la misma dirección.

Erico Galeano niega vinculación, por medio de abogados

El abogado Cristóbal Cáceres presentó ayer ante la unidad fiscal de Deny Yoon Pak, un descargo en representación de su cliente, el diputado Erico Galeano Segovia, con relación a la “Operación A ULTRANZA PY”, que se encuentra en desarrollo.

En el documento hace mención que el integrante de la Cámara Baja “no tiene ningún tipo de vinculación con ningún tipo de actividad ilícita. Él realizó una operación comercial de una propiedad que adquirió en su momento, construyó ahí y la vendió posteriormente”.

Cáceres expuso que el lunes de noche mantuvo comunicación con Galeano, quien le comentó que “solo tuvo oportunidad de conocerlo el día de la firma del documento”, en relación a Hugo Manuel Gonzalez Ramos, a quien vendió por US$ 1.000.000 la casa ubicada en la urbanización “Aqua Village” en Altos.

Sobre el pago, Cáceres indicó que “se hizo en dos formas, en efectivo primero y luego en transacciones, para después concretar la transferencia, pues, al hacerse la operación con una inmobiliaria, el inmueble está para escrituración a pedido del interesado, en este caso el señor Hugo González”.

El inmueble tenía una particularidad

Ante la consulta de si no resultó sospechosa el pago inmediato por el inmueble, debido a la alta suma de dinero, Cáceres respondió “cuando uno realiza una operación comercial, uno carece de la capacidad de realizar un escaneo de la realidad financiera del interesado”.

Agregó que esto situación en la que se vio involucrado Galeano, “le sucede al propio gobierno, pues algunos ministerios o entidades estatales, resulta que les aparecen como proveedores del Estado empresas vinculadas a actividades ilícitas”.

El trato entre Hugo González y Erico Galeano por el inmueble se hizo en octubre de 2020. En cuanto a que la casa no figura en la declaración jurada de bienes de Erico Galeano, presentada en 2018 cuando asumió como diputado, Cáceres señaló “él declaró un valor aproximado del inmueble como dinero en caja, porque tampoco estaba el título como para decir que el inmueble estaba a nombre de él”.

Supuesta implicancia en el tráfico

Hugo González está imputado por proveer espacio para el acopio de droga y ser parte de la organización, según la Ley N° 1340/88. Él figura como dueño de la estancia “San Agustín”, ubicada en Benjamín Aceval, en Presidente Hayes, hacienda hasta la cual, supuestamente, eran trasladadas las cargas de cocaína que ingresaban desde Bolivia vía aérea.

Desde Alto Paraguay era trasladada la droga, también en aviones con matrícula paraguaya a la citada estancia para su acopio. El establecimiento pertenecería a uno de los presuntos líderes de una mega organización dedicada al narcotráfico, Miguel Ángel Insfrán Galeano, alias Tío Rico, quien opera la logística tras las indicaciones de su co-líder Sebastián Enrique Marset., según la imputación.

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.