Granja madre: productor de cannabis medicinal, es sobreseído provisionalmente

Juan Carlos Cabezudo Cuevas, detenido, el 21 de noviembre del año pasado, por violar su arresto domiciliario, fue sobreseído provisionalmente. El hombre de 44 años, fue imputado por tenencia, producción y comercialización de estupefacientes. Su caso, generó controversia, pues varias personas requieren del aceite para tratamientos médicos, y él se dedicaba a la producción.

Juan Carlos Cabezudo Cuevas aguarda en el Juzgado de San Lorenzo el momento de la audiencia.
Juan Carlos Cabezudo Cuevas, en el momento en que aguardaba en el Juzgado de San Lorenzo, una audiencia, tras su detención. (archivo).Archivo, ABC Color

El procesado, incumplió en el 2021, la medida de quedarse arrestado en su casa en Asunción, pero apareció en Ciudad del Este. Lo llevaron, en un primer momento, hasta una sede policial de Alto Paraná.

Cabezudo, de 44 años, fue detenido durante un control de rutina, y al ser analizado por la Policía, salto en el sistema que contaba con medida de arresto en su domicilio, ubicado en el barrio Santa Teresa de nuestra capital. El inicio de su arresto, fue el 30 de agosto del 2021.

Finalmente y luego de varios meses, el Juzgado Penal de Garantías N° 2 de Luque, determinó que Cabezudo sea beneficiado con el sobreseimiento provisional. En el inciso 2, se deja sin efecto, las medidas cautelares.

Los antecedentes

El 21 de mayo del año pasado, la Secretaría Nacional Antidrogas (SENAD), allanó dos locales donde se procesaba la marihuana, con fines medicinales. Se trataba de espacios ubicados en Luque y Areguá denominados “Granja Madre”.

En aquel tiempo, el organismo estatal descubrió que los encargados hicieron una exposición para que familias, conozcan al cannabis y sus propiedades curativas. Pero, se detectó que la “Granja Madre” no contaba con autorización para operar.

Juan Sosa Bareiro, abogado de Cabezudo, había dicho que lo que sucedió, debe invitar a un debate en la sociedad, “para tener una legislación, acorde a la realidad”, sostuvo. Resaltó que Cabezudo producía el aceite en forma gratuita, pública y abierta para los que necesiten.

Allí hallaron plantaciones de marihuana para la elaboración y comercialización de aceite medicinal, presentado bajo la marca denominada “Kokuesero”. Supuestamente eran comercializados a entre G. 150.000 y G. 250.000.

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.