¡Un mykurẽ en mi casa! ¿Qué hago?

Los mykurẽs son marsupiales que pueden ser encontrados tanto en áreas urbanas y suburbanas y generalmente viven en los árboles; sin embargo, por algunos motivos, estos animales pueden ir acercándose a los hogares, ya sea hasta el patio o incluso adentro. Si veo uno dentro de mi hogar, ¿qué debería hacer?

Mykure o zarigüeya.
Mykure o zarigüeya.Shutterstock

Primeramente hay que recordar que esta zarigüeya, cuyo nombre científico es Didelphis albiventris o directamente mykurẽ, no son ofensivos para el ser humano, sino lo contrario, ellos tendrían miedo de nuestra presencia y por ello, en un intento de defensa, podrían gruñir o mostrar los dientes.

Incluso nuestras mascotas son un peligro para ellos, ya que tienden a herirlas, como también algunas personas que buscan matarlos cuando los sorprendan dentro de la casa.

Al respecto, Cynthia Vera, técnica de la Dirección Biosilvestre del Ministerio del Ambiente y Desarrollo Sostenible (Mades), refirió que los mykurẽ “están por todos lados” y especificó que también estos animales silvestres podrían ir buscando un refugio seguro durante su etapa reproductiva para luego dar a luz, que luego son protegidas en el marsupio, como los canguros, una “bolsa” donde van las crías.

Asimismo, Vera detalló que en caso de hacer daño a alguno de estos animales, el ministerio debería realizar una intervención que estará sujeta a un sumario administrativo, derivando en multas que serán determinadas por la gravedad de cada caso.

Por otra parte, sobre la tenencia de uno como mascota, la técnica también detalló que este animal puede llegar a ser “mascotizado” -y reiteró que para tenerlo se necesita un permiso, caso contrario, también es una actividad prohibida-, sin embargo reiteró que desde el Mades se trabaja en ir desincentivando esta práctica con distintos animales, no solamente con estas especies.

Encuentro uno dentro de mi casa: ¿Qué hago?

Conforme a la explicación de expertos, primero se reitera que estos animales no son un peligro para nosotros y en caso de que un mykurẽ nos gruña o muestre sus dientes, es porque está asustado y netamente en un caso de mucho miedo por su parte llegaría a morder a alguien.

Ante esto, tanto desde el Mades y también los especialistas, recuerdan que no hay que hacerles daño, ya sea golpearlos o mucho menos matarlos, porque finalmente estos animales ayudan a la eliminación de distintas plagas e insectos que también podrían estar en los alrededores de nuestras casas. Tampoco representan un riesgo de contagio de rabia.

Asimismo con este escenario dentro de la casa, es probable que el mykurẽ huya si encuentra alguna vía de salida o se sienta amenazado y tras ello, uno podría contactar tanto al Mades (021 287 9000), a los Bomberos Voluntarios de cada zona o también a la “Doctora Mykurẽ” (0981888088 o en @doctoramykure) para algún rescate y luego, si las condiciones están dadas, vuelven a ser liberados en zonas boscosas.

Según explicación de la doctora Mykurẽ, Loiken Knöpfelmacher -rescatista de estos marsupiales- ella recibe constantemente reportes sobre estos animales en las zonas urbanas o suburbanas y con ello, detalló que puede recibirlos sin costo alguno mientras estos puedan ser trasladados hasta la ciudad de San Bernardino.

Asimismo, la especialista detalló que cada vez se encontrarán más mykurẽs en las casas, ya que estos animales también van quedándose sin hábitat ante la masiva tala de árboles.

Mientras en su búsqueda de alimentos, ellos pueden incluso ser atraídos por la comida de perros o gatos que podrían encontrarse en las casas o también podrían buscar gallinas, presentando un problema que finalmente la gente los mata porque consumieron sus aves, pero en este caso, fue porque el animal ya no encontraba su comida en la naturaleza, coincidiendo así con su pérdida de hábitat.

“No les queda otra que refugiarse en las casas. Si ves a uno en tu cocina, te vas a asustar, pero tenés que calmarte porque no te van a atacar, se le deja una vía de salida y van”, precisó y con ello recomendó que en caso de tener perros como mascotas, se debería guardarlos por un tiempo ya que los canes sí atacan a estos animales, incluso hasta matarlos.

También Loiken derribó un mito sobre ellos, asegurando que estos animales no cuentan con glándulas de olor, es decir, que no emitirían un olor como mecanismo de defensa a diferencia de otras especies.

Reciente caso en San Antonio

Anteayer los Bomberos Voluntarios de la Compañía 13 de San Antonio procedieron al rescate de un mykurẽ que estaba en la escuela San Agustín de la localidad. Ante la actuación de los bomberos, los niños quedaron sorprendidos y muy curiosos también, por lo que los rescatistas aprovecharon la ocasión para ir educando sobre la importancia del cuidado hacia estos animales.

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.