El colmo de la inoperancia: INC suspendió el despacho de cemento por “falta de bolsas”

La Industria Nacional del Cemento (INC), presidida por Ernesto Benítez, suspendió el despacho de cemento en la planta de Villeta, porque no tenía bolsas para envasar el cemento. La estatal está de mal en peor, ante la vista gorda del presidente Mario Abdo Benítez.

Ernesto Benítez, titular de la INC, mira fijamente al precandidato a la presidencia, Hugo Velázquez, en un acto político. Al parecer se enfoca más en hacer proselitismo antes que atender a la cementera de todos los paraguayos.
Ernesto Benítez, titular de la INC, mira fijamente al precandidato a la presidencia, Hugo Velázquez, en un acto político. Al parecer se enfoca más en hacer proselitismo antes que atender a la cementera de todos los paraguayos.gentileza

La Industria Nacional del Cemento (INC), presidida por Ernesto Benítez, dejó de despachar cemento desde hoy en la planta de Villeta, porque ya no tenía bolsas para envasar el producto, según informó la estatal a sus clientes en un comunicado.

“La alta demanda de cemento Vallemí en las últimas semanas nos ha llevado a una situación imprevista en la cadena de reposición de insumos, generando el agotamiento anticipado de los envases para el cemento CP IV 32″, resalta un comunicado de la institución, lo que generó burlas de los clientes, pues la estatal está debiendo casi un millón de bolsas del producto a sus clientes.

Según el escrito de la cementera pública “de manera excepcional” reanudará el despacho de este producto a partir de este miércoles, lo que no se sabe si se cumplirá. Agregó que solo se encuentran disponibles los productos CP IV 32 (granel), CP II F32 (embolsado) y CP II C40 (embolsado/granel).

Obreros de la cementera señalaron a este diario que en un “comunicado mentiroso de parte de la administración”, pretenden hacer creer que las bolsas se agotaron por la alta demanda, cuando la estatal no entrega ni 28.000 bolsas por día, pues debía estar entregando 90.000 bolsas diarias.

“Es una vergüenza esto, para el presidente de la República, Mario Abdo Benítez, está todo bien, se nota que no le interesa nada, una imprevisión terrible es que falte bolsa, esto nunca pasó en la historia de la cementera. Nos da risa a todos los funcionarios que según esto se debe a una alta demanda y apenas entregamos 28.000 bolsas en promedio”, informó una de nuestras fuentes de la planta de Villeta, a quien no vamos a identificar, ya que el presidente de la estatal sumaria a los obreros que denuncian irregularidades de su administración.

Consultamos sobre esta suspensión del despacho a Ernesto Benítez, pero como de costumbre, no respondió nuestras preguntas.

Se invirtieron millones, pero la empresa está de mal en peor

La INC debía ser actualmente una de las empresas públicas más prósperas tras la inversión de US$ 80 millones en sus fábricas de Villeta y Vallemí durante el Gobierno de Horacio Cartes. Sin embargo, la empresa pública va de mal en peor porque produce poco y tiene pérdidas. La administración actual incluso oculta datos hasta a la Dirección de Empresas Públicas.

Por citar el fracaso de las millonarias apuestas, podemos mencionar, por ejemplo el caso del molino chino que la estatal compró de Engineering por US$ 12 millones, máquina que se paraliza constantemente por sobrecalentamiento, además pierde aceite. El titular de la INC, Ernesto Benítez, fue el único titular de la INC que se animó a recibir la unidad (dio la recepción definitiva), pese a sus problemas.

Hay serias sospechas de que Engineering, de Juan Andrés Campos Cervera, vendió un molino usado a la INC y que por eso no funciona como debería.

Asimismo, el costoso horno de la estatal de la planta de Vallemí, en el que invirtieron US$ 30 millones de los bonos, también se paraliza constantemente y que breve parará de nuevo para un “mantenimiento”. Hace poco dejó de producir por caída de ladrillos del horno.

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.