Nueva denuncia contra otro de los hijos del ministro Antonio Fretes

Un abogado decidió romper el silencio y denunciar públicamente a Asdrúbal Fretes, hijo del ministro de la Corte Suprema de Justicia, Antonio Fretes. Le reclama el pago de honorarios por una demanda hecha contra el Banco Nacional de Fomento (BNF). De acuerdo a lo expresado, él cree que Asdrúbal cometió una estafa o tráfico de influencias pues se logró una multimillonaria sentencia a favor de un exfuncionario del BNF que fue el demandante.

Antonio Fretes, el día que recibió un homenaje por sus 20 años en la Corte Suprema de Justicia, y fue distinguido como Ciudadano Ilustre por la Junta Municipal de la ciudad de San Juan Bautista.
Antonio Fretes, ministro de la Corte Suprema de Justicia y padre de Asdrúbal Fretes, denunciado por un abogado.Gentileza/Corte Suprema de Justicia (CSJ)

Mario Benítez Acuña es un abogado que decidió contar su experiencia en ABC AM 730. Según dijo, Asdrúbal Antonio Fretes, el otro hijo del ministro de la Corte Antonio Fretes que está en un escándalo, habría cometido “una colosal estafa o trafico de influencias a través de su padre”, refirió.

“A través de su padre logró una sentencia de G. 12.000 millones a favor de una persona contratada por él, por Asdrúbal Fretes”, comentó. Denunció que parte de ese dinero le corresponde por el cobro de honorarios, y que asegura existe un contrato que así lo indica.

De acuerdo a lo explicado por Benítez, hace 20 años, él inició junto a su cliente, una demanda laboral contra el Banco Nacional de Fomento, para que un exfuncionario del ente estatal cobre su indemnización.

Recordó que aquella acción judicial, fue ganada por su cliente en la parte administrativa, pero luego ingresó como abogado Asdrúbal Fretes para el fuero civil.

Caso llegó a la Corte Suprema de Justicia

En otro momento de la entrevista, Benítez Aquino sostuvo que el caso de la demanda llegó hasta la Corte Suprema de Justicia. En esa instancia la sentencia salió favorable, afirmó. Agregó que fue aproximadamente en el año 2018 y que ellos cobraron a finales del año pasado.

“En primera instancia se perdió la demanda, en segunda instancia se anuló el fallo de daños y perjuicios contra el BNF. Y en esa etapa procesal ingresó Asdrúbal”, expresó.

Citó que entre varios firmantes estuvo el ahora exministro de la Corte Sindulfo Blanco y que no firmó Antonio Fretes.

“Ellos (BNF) no querían pagar esa suma, pero a través de la influencia del ministro Antonio Fretes se pagó, prácticamente por orden del ministro Fretes”.

Duro contra los Fretes

Muy sentido por no cobrar lo que le correspondía, Benítez se refirió a Asdrúbal como uno de los supuestos “recaudadores” junto a Amílcar, el otro hijo de Fretes que saltó al tapete luego de recibir un pago por el ahora extraditado acusado de lavador de dinero, Kassem Mohamad Hijazi.

Sostuvo que por confesión de su propio excliente, Benítez hoy puede suponer que hubo tráfico de influencias. Indicó que pidió que “ellos ingresen al juicio porque ellos tenían influencia en la Corte”. Así ingresaron tres abogados. Nombró a dos, a Fabricio Arza Basualdo y Fernando Eulalio Arrúa León.

Hoy formalizó denuncia para acceder al 20% de los G. 12.000 millones

Contó además que en principio la orden judicial era que el BNF debía pagarle a su exempleado G. 14.000 millones, pero por un acuerdo quedó en G. 12.000 millones.

Lo que exige el abogado Benítez Acuña y lo formalizó en una denuncia ante el Congreso, es que se cumpla con lo pactado que según comentó la suma es de G. 2.400 millones, el 20% del monto indemnizado. Reclama los honorarios profesionales por la cuota litis.

Nombró a Arza Basualdo, que según Benítez administra una casa de cambios de los Fretes. También citó a Arrúa León. “Ellos son los que trabajan con Asdrúbal Antonio Fretes en la recaudación en los tribunales”, manifestó.

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.