Rotación arroz-soja en campos bajos con excelentes rendimientos

Con la participación de unas 600 personas se realizó una jornada de campo de arroz en Montiel Potrero, Caapucú, departamento de Paraguarí. Los asistentes pudieron apreciar el aumento de producción, gracias a la rotación anual arroz-soja. Se anunció la apuesta por el cultivo de maíz en campos bajos y otras tecnologías que serán implementadas.

Nicolás Semeniuk, directivo arrocero.
Nicolás Semeniuk, directivo arrocero.Gentileza

“El objetivo de esta jornada de campo es mostrar que con la aplicación de tecnología se pueden lograr cosas importantes. Desde hace más de 25 años estamos produciendo arroz en estos campos y hace tres años vimos la necesidad de introducir la soja luego de la cosecha de arroz, para que nos ayude a controlar la maleza denominada arroz colorado”, empezó diciendo Nicolás Semeniuk director de arroz Tío Nico.

Diversificación

“Muchas veces se dice que “lo uno obliga a lo otro”; como tenemos una industria muy grande de arroz, y se generan desechos que pueden ser aprovechados, surgió la idea de utilizarlo para el engorde de cerdos. Luego incursionamos en la ganadería bovina, aprovechando el rebrote de arroz para el engorde, ahora queremos sembrar maíz”, explicó el directivo.

Presentación por estaciones

La jornada de campo tuvo dos estaciones, y el ingeniero Leandro Semeniuk explicó como fue. “En la primera estación explicamos sobre la introducción de la soja en campos bajos, en la zafra 2019/2020 logramos una producción de arroz de 9.040 kilos por hectárea, en ese mismo lugar en 2020/2021 sembramos soja y obtuvimos 5.680 kilos por hectárea (2.900 kg promedio nacional), en 2021/2022 en la misma tierra volvimos a sembrar arroz y subimos a 11.160 kg por hectárea (9.040 en 2019/2020), demostrando que la rotación con soja es el camino”.

Maíz y suavización de suelo

“Hoy contamos con 5.000 hectáreas de arroz, 1.300 hectáreas de soja, y el objetivo es llegar a 300 hectáreas de maíz que es un nuevo desafío, ya que no es común su siembra en campos bajos (inundables). También implementaremos un sistema de suavización de suelo para aprovechar mejor el riego en arroz, soja y maíz”, explicó el ingeniero.

Arroz y menos aplicaciones

Durante la jornada se habló de la tecnología implementada en el arroz. “Si bien la soja nos ha ayudado a controlar malezas, el trabajo con las empresas ha sido intenso, pues los paquetes tecnológicos nos ayudaron a controlar plagas y enfermedades para obtener los rendimientos deseados”, destaco Semeniuk.

Cosechadora y precisión

“Durante esta jornada también presentamos la primera cosechadora cuya plataforma no necesita un cambio manual de cabezal, es decir, esta es una plataforma doble propósito para arroz y soja. Además, cuenta con todo lo referente a agricultura de precisión”, confirmó el profesional.

Reservorio de agua

El ingeniero Samuel Jara, asesor ambiental de arroz Tío Nico, puso énfasis en el manejo del agua. “El Ministerio del Ambiente exige a las empresas arroceras contar con una hectárea de reservorio de agua por cada 10 hectáreas de cultivos, aquí se cuenta con 6.300 hectáreas entre arroz y soja por lo que el reservorio debería tener 630 hectáreas; sin embargo, para asegurar han dedicado 1.300 hectáreas como reservorio de agua y además utilizan el sistema de recirculación”.

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.