Proveedores “desconocidos” tuvieron a su cargo las obras en Canindeyú

Las empresas contratadas por la Comisión Pro Desarrollo del Norte y la Asociación Pro Apoyo al Consejo de Salud Departamental, ambas beneficiadas por el gobernador de Canindeyú el cartista César “Tigre” Ramírez, con los G. 6.382 millones de fondos covid, resultaron ser grandes “desconocidas”. Algunas ni registran contratos con instituciones del Estado.

César "Tigre" Ramírez (ANR, cartista), gobernador de Canindeyú (izq.) junto a Santiago Peña, exministro de Hacienda.
César "Tigre" Ramírez (ANR, cartista), gobernador de Canindeyú (izq.) junto a Santiago Peña, exministro de Hacienda.

El exfutbolista y actual gobernador de Canindeyú, César “Tigre” Ramírez (ANR, cartista), emulando a su colega y correligionario de Central Hugo Javier González, entregó los G. 6.382 millones (US$ 1.000.000 al cambio de finales del año pasado) a dos ONG para su ejecución. En el caso de la institución departamental canindeyuense los fondos terminaron en manos de la Asociación Pro Desarrollo del Norte, presidida por Carlos Alberto Castillo, y la Asociación Pro Apoyo al Consejo Departamental de Salud, a cargo de Rober Darío Bogado.

La primera entidad “sin fines de lucro” recibió G. 5.105 millones para la construcción de empedrados y un sistema de agua potable, mientras que la segunda G. 1.276 millones para la ampliación y mejoramiento del Puesto de Salud de Yasy Cañy, respectivamente.

En las planillas de rendición de cuentas de ambas ONG presentadas ante la Contraloría General de la República (CGR) no se detallan los proveedores contratados para las obras. En la documentación, con carácter de declaración jurada, solo aparecen la facturas de las entidades por el total del monto recibido.

Sin embargo, sí fueron adjuntados los contratos firmados por las ONG con proveedores para la realización de los empedrados, sistema de agua y el mejoramiento del local sanitario.

Los acuerdos para los pavimentos pétreos, por ejemplo, fueron firmados con MV Consultora de Richar Monzón y 3N Consultora de Lelis Ramón Álvarez Almirón. En tanto que la construcción del sistema de agua firmó con ST Construcciones de Stephan Ramón Torales Riveros, según los papeles.

En el caso de MV Consultora y su representante Monzón no existen antecedentes de contratos con alguna institución pública en la web de la Dirección Nacional de Contrataciones Públicas. Sin embargo, la firma se llevó G. 2.672 millones.

La firma 3N Consultora tampoco registra contratos con institución del Estado. Pero, se quedó con G. 1.376 millones del fondo de emergencia.

Por último, ST Construcciones, que llevó G. 1.105 millones, tampoco aparece con ese nombre en contrataciones públicas. Sin embargo, su representante Stephan Torales figura vinculado con la Constructora La Fortaleza y Progen SA.

Esta última firma, curiosamente, registra millonarios contratos con la Gobernación de Canindeyú y municipalidades del XIV departamento.

Las tres empresas declaran, coincidentemente, como sede la ciudad de Coronel Oviedo (Caaguazú). Un punto curioso atendiendo que los fondos de emergencia debían ser utilizados para la reactivación económica de Canindeyú.

Cambió de domicilio

La empresa que aparece como contratada por la Asociación Pro Apoyo al Consejo Departamental de Salud es Design & Proyect, de Arnaldo Andrés Mendoza. Esta firma, que embolsilló G. 1.276 millones, aparece con dos únicos contratos en DNCP.

Coincidentemente ambos son con la Gobernación de Canindeyú. Uno de los acuerdos data del 2012 cuando la actual diputada cartista Cristina Villalba era gobernadora, mientras que el otro es del 2014 del periodo del exjefe departamental, también cartista Alfonso Noria.

Entonces, la empresa consignó como dirección la ciudad de Coronel Oviedo. Sin embargo, ahora aparece con domicilio en el distrito de Curuguaty, según la documentación.

juan.jara@abc.com.py

juan.lezcano@abc.com.py

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.