Caso Ramón González Daher: monto es el más alto cobrado en la historia a una sola persona

Los G. 42.000 millones (casi US$ 6 millones) que Ramón González Daher debió pagar al fisco por el caso que enfrenta  por usura y lavado de dinero, en el marco del juicio impulsado en su contra por el Ministerio de Hacienda, es el monto más alto cobrado en la historia a una sola persona, sostuvo hoy el viceministro de Tributación, Oscar Orué.

Ramón González Daher sigue sin pagar su deuda con el fisco y SET ejecutará ahora vía judicial.
Ramón González Daher pagó su deuda con el fiscoArchivo, ABC Color

La Subsecretaría de Estado de Tributación (SET) recibió ayer los G. 42.316.840.717 del procesado Ramón González Daher. La transferencia se hizo a cuenta abierta del BNF a nombre del juicio caratulado Ministerio de Hacienda contra Ramón González Daher.

Lea más: Ramón González Daher pagó a la SET los G. 42.000 millones que adeudaba al fisco

“Ayer se acreditó a nuestra cuenta y ya es de libre disponibilidad del tesoro público. Después de mucho sufrir con este caso, se pudo conseguir. Agradezco a la Fiscalía que autorizó la liberación, porque el caso sigue siendo penal; también gracias al juez penal Humberto Otazú que actuó en coordinación con el juez civil Hugo Garcete. Habíamos demandado la ejecución del acuerdo al que se llegó con el señor Ramón y finalmente se pudo cobrar”, manifestó hoy Orué.

“Era una cuestión bastante complicada. Este es el dinero más alto que la administración tributaria cobró en toda la historia a una sola persona física”, destacó.

Lea más: González Daher pide transferencia directa de suma adeudada a la SET

El viceministro de Tributación señaló que el pago de este monto demuestra lo que la institución había investigado. “Esto fue gracias a que se pudo trazar todo el movimiento de dinero, porque todo estaba bancarizado y con esto podemos demostrar que los movimientos bancarios nos sirvieron para sostener y demostrar el movimiento de dinero que hizo este señor (González Daher) y la actividad económica que se realizaba”, sostuvo.

“Podrán decir que este monto a él no le hace nada, pero hay que tener en cuenta que él sigue un proceso penal por una supuesta usura y lavado de activos. Marca un antes y después y estamos haciendo un esfuerzo para cobrar a todos”, añadió.

Ante la pregunta acerca de si habrá un “premio” a los funcionarios que hicieron posible el cobro de esta deuda, Orué afirmó: “No. Está suspendida la repartición de participación de multas por la ley de presupuesto este año por la pandemia. Ningún funcionario va a cobrar”.

Lea más: Juez levanta embargo a Ramón González Daher para pagar a la SET

En cuanto al destino de los G. 42.000 millones, el viceministro dijo que entra como ingreso genuino del tesoro público y es de libre disponibilidad del Tesoro. “Se hará uso de ese dinero de acuerdo a lo que está aprobado en el Presupuesto General de la Nación (PGN), apuntó.

Consultado acerca de si estos G. 42.000 millones corresponden al monto exacto que evadió Ramón González Daher, Orué señaló: “Es lo que pudimos determinar conforme a los procesos de fiscalización y trazabilidad de recursos en los bancos. Si es que está fuera del sistema bancario y hay pruebas de que el realizó delitos, la Justicia tendrá que juzgar. Hay que tener en cuenta que no se puede cobrar impuestos sobre un delito, es decir, no porque una persona cometió un delito se le cobra más, eso se juzgará en una esfera penal. Nosotros cobramos impuesto sobre lo que a nuestro criterio es una actividad lícita”.

Usura y lavado de dinero

Ramón González Daher y su hijo Fernando González Karjallo fueron acusados por usura y lavado de dinero, causa en la que el juez Humberto Otazú dispuso que afronte juicio oral y público.

La decisión fue tomada el pasado 9 de julio por el Tribunal de Apelación Penal, cuarta sala, integrada por los camaristas Arnulfo Arias, Emiliano Rolón Fernández y Gustavo Santander Dans. La Cámara declaró inadmisible el recurso de apelación planteado por los abogados Jorge Bogarín, Bettina Legal, Richar Rojas, Gustavo Leguizamón y Verónica Rotela en contra del Auto Interlocutorio Nº 325 de 9 de abril pasado, dictado por el juez Otazú.