Titular de la Diben dice que su incursión en ganadería es “pequeña”

La titular de Diben y miembro de Conajzar, Carmen Alonso, aseguró que es “absolutamente falso el incremento” de su patrimonio en 463%, que consta en su última declaración jurada. Dijo que declaró propiedades de herencias “a la expectativa” pero que aún no están a su nombre. En cuanto a su actividad ganadera, en la que incursionó en coincidencia con su cargo actual, calificó de “pequeño emprendimiento”. Contraloría anunció que investigará el caso.

Miles de personas quedaron sin asistencia de la Diben en pandemia debido a la caída de su recaudación, consecuencia de la reducción del canon a concesionarias, decisión de la Conajzar.
Miles de personas quedaron sin asistencia de la Diben en pandemia debido a la caída de su recaudación, consecuencia de la reducción del canon a concesionarias, decisión de la Conajzar.

Carmen Corina Alonso, directora de la Dirección Nacional de Beneficencia (Diben) y como tal, integrante de la Comisión Nacional de Juegos de Azar (Conajzar), registró un incremento de 463% en su patrimonio entre 2018 y 2020, en coincidencia con su designación al cargo de confianza que ocupa, decidido por el presidente de la República, Mario Abdo Benítez. Esto, según datos de propia declaración jurada de bienes y rentas presentada a la Contraloría.

Luego de que ABC divulgara sus datos de que ella era sicóloga de consultorio y ahora es ganadera (paralelamente a su cargo de directora), envió un escrito en el cual afirma que es “absolutamente falso” el incremento de su patrimonio, sino que se trata de una “expectativa” porque son inmuebles en proceso de herencia.

Se trata de tres propiedades. Una de ellas en zona de Guasu Cua, distrito de Escobar (Paraguarí), valuada en G. 370 millones; sobre ella aseguró que está en proceso de sucesión de su hermano Juan Ángel Argüello Alonso, desde 2005, y otra en Asunción, de G. 350 millones, de su madre, ambas notificadas como herencia. El tercero es de Yaguarón, de G. 220 millones, terreno que adquirió en el marco de sucesión. Alonso envió copia de los documentos sobre esos inmuebles.

“Mis activos, según DDJJ, en la actualidad no han sufrido incremento. La formalidad de la DDJJ hace que se sumen patrimonios como saldos reales, cuando en la actualidad no puedo disponer de ellos. Los inmuebles consignados son derechos en expectativa sujetos a la disposición judicial, pero que en el futuro afectarían mi patrimonio”, dijo. Agregó que ante esta situación y a conciencia personal, consideró oportuna la inclusión de los mismos.

En cuanto a la actividad ganadera, envió un acta de vacunación contra la fiebre aftosa, donde conta que tiene 40 bovinos, que se encuentran en un establecimiento “tipo vivienda” y dijo que la finalidad es la cría. En otros documentos para el traslado de los animales se aprecia que se expidió para tres rodados. “Más bien es una pequeña ganadería desde hace más de 10 años”, fue lo único que afirmó y evitó responder más preguntas vinculadas a sus bienes o actividades.

Antes del actual Gobierno, el patrimonio neto de Alonso era de G. 180 millones. Ahora es de G. 1.012 millones.

Contraloría investiga

Armindo Torres, responsable de Declaraciones Juradas de la Contraloría, afirmó a nuestro diario que los funcionarios públicos no deben declarar bienes si todavía no están registrados a sus nombres. En este caso, si “todavía no es herencia, no está registrado o si no tiene declaratoria de herederos”, afirmó.

Anunció que Alonso y el presidente de Conajzar, José Ortiz Báez, serán sometidos a una investigación por parte del ente contralor.

Quinieleros del país piden anular contrato

Integrantes del Sindicato Nacional de Trabajadores Vendedores de Quiniela, Bingo, Juegos de Azar y Afines (Sintraquiba) visitaron la redacción de ABC para solicitar, una vez más, la anulación del contrato que la Comisión Nacional de Juegos de Azar (Conajzar) mantiene con TDP SA, vinculada al expresidente Juan Carlos Wasmosy, debido a que no respeta conquistas del sector, dijeron, como lo es el porcentaje de comisión de los quinieleros del país.

Alicia Gutiérrez, secretaria de conflicto, aseguró que la reducción del canon que otorgó Conajzar a las concesionarias (entre ellas TDP) significó una disminución del porcentaje de ganancia de los quinieleros. “Al momento de la adjudicación de la explotación del juego, hace 5 años, en el Pliego de Bases y Condiciones ya se establecía 25% de comisión para nosotros. Ahora, con José Ortiz como presidente (y con la renovación del contrato por otros cinco años más), se dejó ese porcentaje a criterio de la firma y de manera unilateral, ésta lo redujo”, lamentó.

María Magdalena Ortiz, secretaria general adjunta del gremio, indicó que cada vez más aumenta el costo de vida y lo que hicieron la empresa y Conajzar es precarizar más su trabajo, en vez de avanzar y velar por el bienestar de los corredores, cuya función es clave para la recaudación.

Uno de los argumentos de Conajzar para reducir el canon a concesionarias fue que buscaban evitar que estas quiebren. Al respecto, Abraham Díaz, otro integrante del sindicato, dijo que es imposible que la empresas quiebren, menos aún el del rubro de la quiniela, “de uso masivo que no va a quebrar jamás”.

ABC intentó contactar con TDP, pero no respondieron en la línea baja que figura en su portal.