Pacientes de IPS con esclerosis múltiple urgen medicación hace meses, pero a pastor Abreu lo internaron en cuestión de días

Unos 40 pacientes de IPS con esclerosis múltiple urgen hace meses un medicamento que cuesta unos G. 55 millones por ampolla y es indispensable para frenar el avance de la enfermedad. Al pastor Emilio Abreu, entretanto, en menos de un mes lo internaron.

En el IPS, pacientes asegurados con esclerosis múltiples esperan hace meses por un medicamento que cuesta más de G. 400 millones, mientras el pastor Abreu, que no es asegurado, por convenio con salud Pública, ya está internado para recibir un trasplante de médula ósea.
En el IPS, pacientes asegurados con esclerosis múltiples esperan hace meses por un medicamento que cuesta más de G. 400 millones, mientras el pastor Abreu, que no es asegurado, por convenio con salud Pública, ya está internado para recibir un trasplante de médula ósea.Arcenio Acuña

La esclerosis múltiple es una enfermedad del sistema nervioso, que afecta el cerebro y la médula espinal y puede provocar discapacidad. La presidenta de la Asociación de Pacientes con Esclerosis Múltiple y Enfermedades Desmielinizantes (Apemed), Lourdes Morales, denunció ayer que hace unos dos meses, 40 pacientes del Instituto de Previsión Social (IPS) urgen la utilización de Ocrelizumab, u ocrevus. La medicación cuesta unos G. 54.985.000 por ampolla de 10 ml, monto que había pagado el propio IPS en 2019.

Morales relató que a fines de noviembre el IPS aplicó las últimas dosis que tenía del medicamento y recién entonces iniciaron el proceso de llamado a licitación para la compra de más ampollas. “¿Por qué no se previó y se abrió otra licitación a tiempo? no sabemos. Estuvimos preguntando y finalmente se acabó el stock en farmacia y quedaron los pacientes sin medicación desde fines de noviembre. Dijeron que iban a hacer una compra por excepción para lo urgente, pero ni eso se hizo a hoy día”, lamentó la presidenta.

Morales explicó que hay pacientes que quedaron en medio del tratamiento, mientras otros ni siquiera pudieron empezarlo. “Para esclerosis, dos a tres meses es mucho tiempo, es una enfermedad con la que nadie puede tener la certeza de lo que vaya a ocurrir”, detalló.

La presidenta de Apemed contó que “son cerca de 200 los pacientes de IPS con esclerosis múltiple que, bien tratados, representan acceder a solamente ese tratamiento, mientras mal llevada la enfermedad por falta de medicación, significa recargar al IPS con otra cobertura, como acogerse a una jubilación anticipada por discapacidad, tener que recurrir a otros profesionales para poder mantenerse, o internaciones permanentes. Y eso significa más costos para el IPS, además de pesar en nuestra calidad de vida y la de nuestras familias”. En la Dirección de Logística de IPS dijeron que el martes se adjudicaría la compra.

Mientras, el pastor Emilio Abreu, del Centro Familiar de Adoración (CFA) y con fuertes vínculos políticos que incluyen a su consuegro, José Alberto Alderete, sin ser asegurado en menos de un mes consiguió que Salud Pública y el IPS autoricen un trasplante de médula ósea en la previsional, que costará unos G. 800 millones y será financiado por el Estado. Él ya está internado en IPS desde hace una semana. La familia aseguró que devolverá el dinero invertido.

Junta médica se reúne esta mañana

Para hoy, a las 11:00, está prevista la junta médica que resolverá si Juana Mercado puede ser sometida a la extirpación de un tumor que tiene en el rostro, en el Instituto de Previsión Social. A diferencia del pastor del Centro Familiar de Adoración (CFA), Emilio Abreu, con vínculos políticos, la mujer aguarda una respuesta hace más de un año.

“Por lo menos ya tengo el grupo de doctores. Es un avance, que logramos después que los medios publicaron el caso”, contó ayer Juana, de 30 años de edad. El tumor le fue detectado hace dos años y desde entonces recorrió varios hospitales, hasta que le informaron en el Hospital del Trauma que, mediante un convenio con el Ministerio de Salud, la extirpación del tumor se puede realizar en el IPS.

“Estaba el ministro Mazzoleni (Julio) en el 2019, cuando el Ministerio de Salud aprobó mi caso. Y desde esa vez que esperamos la aprobación en el IPS. Primero me dieron un tratamiento con unos inyectables, para la reducción del tumor. Cada inyección costó G. 10 millones. Y yo me puse cinco, todo gracias al aporte de mis vecinos, la comunidad de Limpio, que también me ayudó a pagar los estudios que me piden”, relató Morales,

El tumor le dificulta a Juana la respiración, la audición, la vista e incluso la alimentación. “Yo no soy la hija de fulano, entonces es diferente. No tengo plata, no puedo comprar la salud”, lamentó la mujer, que espera que hoy se apruebe su cirugía.

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.