Niños indígenas pasan frío en la Plaza de Armas por decisión de sus líderes, afirman Niñez y el Indi

Niños y niñas indígenas están expuestos al frío en la Plaza de Armas, en Asunción. Con el torso y las piernitas desnudos, varios descalzos y otros que se pusieron bolsas de plástico en los pies a modo de medias, esta mañana jugaban bajo el sol. Para esta noche se anuncian temperaturas de apenas 8 grados. Tanto en el Ministerio de la Niñez como en el Indi afirman que los líderes de las comunidades se niegan a que los pequeños sean llevados a un albergue.

Niños descalzos con el torso desnudo juegan bajo el sol en la plaza de Armas, expuestos al intenso frío.
Niños descalzos con el torso desnudo juegan bajo el sol en la plaza de Armas, expuestos al intenso frío.Diego Peralbo

El 1 de junio pasado, unos 120 indígenas provenientes de Caaguazú, incluidos unos 60 niños, volvieron a Asunción. Se trata de comunidades lideradas por el cacique Tomás Domínguez y sus hijos. Piden apertura de caminos, electrificación de sus comunidades, chapas, entre otras reivindicaciones. Las familias acampan bajo precarias carpas de nylon, mientras los niños, varios de ellos de 6 años para abajo, deambulan por la plaza descalzos, con el torso desnudo.

Un pequeño de menos de tres años también se veía sentado en el suelo de la plaza, descalzo, al lado de un viejo chupete, mientras el pequeño lamía el vacío fondo de una marmita.

Un poco más allá, tres chiquitos jugaban con una guampa, un tenedor, una cajita de cartón. Uno de ellos sólo tenía una campera, pero no llevaba nada que le protegiera las piernas. Otro tenía un pantaloncito, pero nada que le abrigara la espalda y estaba descalzo. La tercera, con un short fino, el torso al viento, llevaba un par de zapatillas y, a modo de medias, dos bolsas de nylon.

Esta situación es llamativa, atendiendo que ya se habían anunciado las bajas temperaturas que se registran en los últimos días y que tienden a descender aún más este fin de semana, hasta llegar a los 3 grados este domingo. Además, tanto el Ministerio de la Niñez y la Adolescencia (MINNA), el Instituto Paraguayo del Indígena (INDI) y la Iglesia Católica, habilitaron albergues para recibir familias indígenas.

Decisión de ir a albergues es de los caciques

La ministra de la Niñez, Teresa Martínez, explicó que se trata de una decisión de los padres y los caciques, que se rehúsan ir a los albergues, por lo que se les está asistiendo en el lugar como se puede. Esto es, proporcionándoles desayuno, cena, colchones y abrigos en lo posible.

“Están viviendo ahí, directamente bajo carpa. Nosotros no tenemos la potestad de imponerles por la fuerza, tiene que haber una intervención judicial desde la Defensoría para que puedan irse. Si el cacique no autoriza, no se les puede llevar (a un albergue). Debe ser una orden judicial al cacique”, indicó Martínez.

“Les utilizan a los niños”

“Les llevamos desayuno, el Indi les da la cena, pero es sumamente difícil. Los caciques dicen que si entran a los refugios no se les ve y el objetivo es que se les vea. Y más cuando viene el grupo de Tomás Domínguez, que les utilizan a los niños. Debería haber una causa penal contra los caciques”, añadió la ministra. “Estamos interviniendo, pero no podemos agarrarlos por la fuerza y llevarlos al refugio”, añadió.

Por su parte, el presidente del Indi, Omar Pico, afirmó que por más que existan refugios, “es una decisión de ellos finalmente (utilizarlos). Nosotros hicimos un abordaje a las buenas y las malas, de todas formas intentamos. Algunos vienen a la tardecita al refugio y se van a la mañana. Los líderes son los que les atajan a las criaturas realmente. Hicimos la notificación al Ministerio de la Niñez y al Ministerio Público”.

Cuando se le consultó cómo es posible que los dirigentes decidan que los niños pasen frío, Pico afirmó: “Es incomprensible, pero es la rigidez de los líderes, porque no quiero usar la palabra someter. A las buenas, a veces vienen, después no vuelven. Todos los días se hace ese trabajo desde la dirección de derechos humanos”.

El presidente del Indi explicó que actualmente en la Plaza de Armas están acampando las comunidades lideradas por Tomás Domínguez y sus hijos, que son también líderes. Detalló que además de la plaza, otro grupo acampa frente al Indi que también allí los líderes no permiten que las mujeres y los niños ingresen al refugio preparado para ellos.

Nuevas reivindicaciones

“De los Domínguez, uno de los hijos se fue ayer, y hoy debían irse los demás, pero al final están con pequeñas cosas; es que cada vez que se termina de cumplir sus pedidos, van ampliando. Es cíclico, tres veces al año vienen y tratan de llevar todo lo que pueden. Ahora, después de todo lo que hemos solucionado, hoy, ya cuando estaban los camiones para irse, exigieron llevar 50 kits de alimentos, un pedido nuevo”, añadió Pico.

Inclusive, el presidente del Indi aseveró que “el día que llegaron (1 de junio), que hizo tanto frío a la noche, la decisión de los caciques era que los niños duerman a la intemperie, como protesta. Y por lo menos en eso entraron en razón, que duerman bajo carpas y con colchones y frazadas que llevamos”, lamentó.

En la Plaza de Armas también acampa desde hace más de seis meses un grupo de indígenas proveniente de Itakyry, Alto Paraná, luego de ser desalojados de las tierras que ocupaban y que están en litigio. Esta comunidad, sin embargo, está más organizada, tiene carpas fijas de la Secretaría de Emergencia Nacional (SEN) y están en condiciones de enfrentar las bajas temperaturas.

Defensoría pedirá medida cautelar

Por su parte, Laura Casco, defensora de la niñez de Asunción, mencionó que desde la institución se ya pidieron informes al Indi y el MINNA para articular acciones y asistir a los menores en situación de vulnerabilidad. Además, contó que estas instituciones afirmaron que están asistiendo con lo que pueden.

Indicó que judicialmente podrían solicitar una medida cautelar y de esta forma llevar a los niños a un albergue a refugiarse en estos días donde se tendrán bajas temperaturas. Manifestó que verán los mecanismos legales pertinentes para poder resguardar a los menores sin interponerse los principios de la autonomía indígena.

Además, adelantó en que la jornada del sábado se podría “adoptar una decisión certera y adecuada para los niños”.

“La jueza de atención permanente está trabajando en forma coordinada y refirió que necesita tener documentación al respecto para poder abordar el tema con informes respecto al caso. Hoy intentarán nuevamente  convencer a los líderes de acceder a los lugares de refugio; de hecho un grupo ya accedió”, informó.

Casco añadió también que “hay otro grupo que es un poco más reacio” a ir a los albergues, pero que de igual forma se insistirá para que lo hagan.

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.